• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Ambos aspirantes estrecharon su mano al finalizar el primer debate televisivo (Foto: Caracol)

    Ambos aspirantes estrecharon su mano al finalizar el primer debate televisivo (Foto: Caracol)

Publicado 9 junio 2014

Los candidatos presidenciales colombianos, Juan Manuel Santos y Oscar Iván Zuluaga, protagonizarán este lunes un nuevo debate televisivo, mediante el cual esperan convencer al electorado del país suramericano con sus propuestas de Gobierno en materia de seguridad, paz, economía y política exterior, cuando restan solo seis días para los comicios.

Por un lado, el actual Mandatario, Santos, busca la reelección por un período de cuatro años, representando al Partido de Unidad Nacional y con el apoyo de la Alianza Verde, de la izquierda y de un importante sector del Partido Conservador.

En tanto, Zuluaga, candidato del recién formado Centro Democrático, defiende los intereses y propuestas del expresidente Álvaro Uribe Vélez (2002-2010), quien ha manifestado su rechazo a los Diálogos de Paz y a las óptimas relaciones bilaterales con Venezuela.

Ambos aspirantes se volverán a encontrar cara a cara tras el debate del jueves pasado, el cual estuvo marcado por divergencias y visiones opuestas en varios temas, especialmente en el referido a la paz, ya que Santos promueve continuar los diálogos, mientras Zuluaga los condiciona.

Además, los distanciamientos también existieron en temas como seguridad ciudadana, relaciones internacionales, salud, modelo económico y justicia, en esta intensa campaña que cerró la víspera con actos públicos de ambos candidatos en el centro, norte y sur del país.

Respecto al tema de la seguridad, Santos propone combatir tres flagelos sociales: acción de los grupos armados ilegales, narcotráfico y criminales comunes. En contraste, la mejor idea de Zuluaga para solucionar este problema es colocar cámaras en las calles.

A nivel de política exterior, Santos defendió que los Presidentes son los responsables de mantener la unión entre naciones hermanas, pues "cuando los mandatarios pelean, los pueblos son los que sufren". Por su parte, Zuluaga dejó en evidencia que si llegara a la presidencia perjudicaría las relaciones con Venezuela.

Tras los comicios del 25 de mayo pasado, marcado por una abstención de 60 por ciento, los colombianos finalmente elegirán el próximo domingo quién gobernará la nación por el período 2014-2018.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.