• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Los números juegan a favor de Uruguay en este Mundial de Fútbol. (Foto: Archivo)

    Los números juegan a favor de Uruguay en este Mundial de Fútbol. (Foto: Archivo)

  • ¿Por qué Uruguay sería el campeón del Mundial de Fútbol?
  • ¿Por qué Uruguay sería el campeón del Mundial de Fútbol?
  • ¿Por qué Uruguay sería el campeón del Mundial de Fútbol?
Publicado 10 junio 2014

Las redes sociales de Uruguay solo hablan del número ganador: el 3964, que según una fórmula matemática, da a la nación suramericana como campeona del Mundial de Fútbol que comenzará este jueves en Brasil.

¿De qué se trata? Resulta que esta cifra -3964- suma los años en que fueron campeones mundiales Brasil, Argentina y Alemania.

Brasil ganó el 1970 y luego tuvo que esperar a 1994 para repetir la hazaña. La suma de esos dos años es 3964. Lo mismo le pasó a Argentina. Fue campeona en 1978 y 1986 que suman 3964. También se le puede dar la cifra a Brasil nuevamente. Campeón en 1962 y el 2002: 3964.

Por eso, según los medios locales, esta fórmula va en favor de Uruguay, campeón en 1950. Si a este se le suma 2014 da como resultado 3964.

De hecho, los uruguayos van mucho más lejos y ratifican que el triunfo está reflejado en la matemática al realizar otra operación: sin contar el campeonato de 1930, debido a la suspensión de los mismos por la II Guerra Mundial, y tomando el reinicio en 1950 -primer campeonato mundial posterior a la guerra. celebrado en Brasil y ganado por Uruguay- si se resta al número 3964 el año de su triunfo en Brasil da como resultado 2014.

En días pasados, los medios internacionales titulaban que la selección uruguaya llegaba a Brasil con el sueño de otro "Maracanazo" y razones -para creerlo- no les faltan. 

Uruguay debuta en el Grupo D del Mundial el sábado 14 de junio contra Costa Rica y luego se las verá con Inglaterra e Italia.

Y otra coincidencia. Este año muchos auguran el triunfo de Brasil en casa. Y en 1950 era muy probable que Brasil ganase su primer trofeo mundial. Venía arrasando a sus rivales y jugaba el último partido en su casa, ante 199.000 personas alentando por un solo cuadro, mientras que el rival, Uruguay, llegaba tras un agónico empate a 2 con España . Nada de esto fue suficiente: los números jugaron en favor de Uruguay.



Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.