• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Con la aprobación de la Ley, el Estado guatemalteco podría pagar la inconmensurable deuda a las familias de las más de 45 mil personas que desaparecieron durante el conflicto armado interno entre los años (1960-1996).  (Foto: Archivo).

    Con la aprobación de la Ley, el Estado guatemalteco podría pagar la inconmensurable deuda a las familias de las más de 45 mil personas que desaparecieron durante el conflicto armado interno entre los años (1960-1996). (Foto: Archivo).

Publicado 20 febrero 2014

Defensores de los derechos humanos en Guatemala, exigieron este jueves al Congreso de ese país, la aprobación de una Ley que permita la búsqueda de millones de personas que desaparecieron durante los 36 años de guerra civil que vivió el país centroamericano.

A través de un comunicado firmado y entregado al Congreso por cuatro entidades humanitarias de esa nación, las personas que integran dichas organizaciones aseguran que la idea es crear la Comisión Nacional de Búsqueda de Personas Víctimas de la Desaparición Forzada y otras Formas de Desaparición.

“Lo que buscamos es dignificar a las víctimas, quienes por razones ajenas a su voluntad desaparecieron o fueron secuestradas durante una de las épocas más fuertes que ha enfrentado nuestra nación”, explica el texto.

En la comunicación los defensores de los derechos humanos calificaron fuera de lugar la poca disposición de los congresistas de su país, quienes desde al año 2007 no han discutido el proyecto de Ley, que según ellos, al menos le devolvería el aliento a las familias de los desaparecidos.

“Después de casi una década de buscar la aprobación de esta Ley por medios legales y pacíficos, no hemos obtenido una respuesta concreta por parte de ninguna autoridad legislativa”, asegura el documento.

En otro punto, el comunicado presentado ante el Congreso narra la cruda realidad que han vivido las familias de las víctimas de desaparición forzada, quienes a juicio de los luchadores, se sienten engañados y burlados en su necesidad de encontrar a los seres queridos que el conflicto armado les arrebató.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.