• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Publicado 7 julio 2015

Durante una misa ofrecida en el Parque Bicentenario de Quito, Ecuador, el Sumo Pontífice llamó a reconocer al otro y ayudarnos mutuamente a llevar las cargas. 

El papa Francisco resaltó este martes la necesidad de luchar por la inclusión a todos los niveles, evitando el egoísmo e incentivando la comunicación.

Durante la misa ofrecida en el Parque Bicentenario de Quito, la segunda de su visita a Ecuador, el Sumo Pontífice consideró que los seres humanos no pueden tener unidad si “tenemos una búsqueda estéril de poder, prestigio, placer o seguridad económica, a costilla de los más pobres, de los más excluidos, de los más indefensos, quienes no pierden su dignidad pese a que se la golpean todos los días”.

 

Ante un millón de personas que se concentraron desde la madrugada para escuchar su mensaje, el Santo Padre recordó que vivimos en un mundo lacerado por las guerras y las violencias, en medio de una división y odio que no solo afecta a los países, sino que son manifestaciones de individualismo que separan y enfrentan a las personas. 

Por eso, Francisco expresó que mientras en el orbe reaparecen diversas formas de guerra y enfrentamiento, los cristianos “queremos insistir en nuestra propuesta de reconocer al otro, de sanar las heridas, construir puentes, y ayudarnos mutuamente a llevar las cargas”.

Al mismo tiempo, pidió dejar de lado “los personalismos y la falta de liderazgos únicos, la evangelización puede ser vehículo de unidad, aspiraciones, sensibilidades, ilusiones y hasta de ciertas utopías, eso creemos y gritamos". 

Como parte de su sermón, el Vicario de Cristo expresó que Jesús reza para que formemos parte de una gran familia, en la que Dios es el padre de todos: “somos hermanos, nadie es excluido, no se fundamenta en tener los mismo gustos, somos hermanos porque por amor Dios nos ha destinado a ser sus hijos”

El Papa Francisco concluyó manifestando que la fe es revolucionaria

“Nuestra fe es siempre es revolucionara, ese es nuestro más profundo y constante grito”. 

CONTEXTO 

En la ceremonia religiosa, además del presidente ecuatoriano, Rafael Correa, participaron el mandatario haitiano, Michel Martelly, y el vicepresidente de El Salvador, Oscar Ortiz.

Previo a la eucaristía de esta jornada, el Papa sostuvo un encuentro con los obispos de Ecuador en el Centro de Convenciones del Parque Bicentenario.


Comentarios
1
Comentarios
Se cumplen las profecías de Nostradamus con la llegada del 'Papa niño'.
Nota sin comentarios populares.