• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Un labriego alcanzado por una esquirla está grave (Foto: PL)

Un labriego alcanzado por una esquirla está grave (Foto: PL)

Publicado 24 febrero 2014

Un grupo de más de 15 activistas iniciaron este lunes una campaña nacional en favor de una reforma migratoria, siendo esta la primera del año y que se desarrollará a través de una gira nacional en autobús para presionar al presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, John Boehner y otros congresistas republicanos.

Medios internacionales reseñaron que la movilización recorrerá más de 75 distritos legislativos en más de 30 estados del país. Los miles de jóvenes indocumentados y activistas proinmigrantes anunciaron que pondrán la presión de su activismo en los próximos meses en detener las deportaciones.

La actividad fue organizada por las principales coaliciones y organizaciones nacionales, como Alliance for Citizenship y Center for Community Change, que buscan legalizar a 11 millones de inmigrantes que viven en el país de de forma ilegal.

La movilización comenzó con el arranque de los autobuses que partieron del ayuntamiento de Los Ángeles luego de una conferencia de prensa a la que asistieron religiosos, sindicalistas y otros activistas.

Después de terminarse la campaña el 19 de abril en Washington (capital), los activistas planean seguir abogando por una reforma migratoria con otra campaña nacional en la que ya están trabajando, de acuerdo a lo informado por los organizadores.

"No hay otra que seguir adelante, empujando hasta el final. Tenemos que ser fuertes y firmes y pensar que nada está resuelto hasta que no esté hecho. Y nosotros lo vamos a conseguir’’, declaró uno de los principales promotores de la iniciativa.

Además de la caravana un grupo de unos 10 activistas de California visitarán el Vaticano a finales del próximo mes de abril para reunirse con el papa Francisco, un encuentro que coincidirá con la visita que mantendrán el sumo Pontífice y el Presidente Obama.

La aprobación de la reforma migratoria se encuentra detenida en el Congreso, donde republicanos y demócratas no terminan de ponerse de acuerdo para someter a votación una ley que regularice la situación de cerca de 11,5 millones de personas que se estima viven sin papeles en el país.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.