• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Los enfrentamientos entre fuerzas gubernamentales y la oposición armada ha incrementado en los últimos meses.

Los enfrentamientos entre fuerzas gubernamentales y la oposición armada ha incrementado en los últimos meses. | Foto: Reuters

Publicado 22 mayo 2017

El mandatario hizo un llamado al diálogo nacional con todos los sectores de ese país. 

El presidente de Sudán del Sur, Salva Kiir, anunció este lunes un alto el fuego unilateral para reducir la violencia en ese país tras el aumento de las hostilidades entre las fuerzas del Gobierno y la oposición armada. 

"Declaro un alto el fuego unilateral desde hoy, así como ordeno a la comandancia del Ejército que implemente esta decisión. Todos sabemos que el alto el fuego unilateral no obliga a la otra parte a respetarlo, por lo que tenemos derecho a defendernos si nos atacan", informó Kiir.

El mandatario instó a cualquier persona de la oposición a que se sume al diálogo nacional, excepto al exvicepresidente Riek Machar, líder de la principal facción opositora, porque podría “causar problemas”. 

Sin embargo, aseguró que puede enviar a sus representantes e instruyó a los servicios de seguridad a no detener a los opositores que deseen unirse al diálogo.

Muchos justifican las raíces del conflicto en Sudán del Sur por razones “étnicas”, pero otros analistas sostienen que se debe a causas políticas y económicas enmarcadas en la rivalidad entre Salva Kiir y Riek Machar durante décadas.

Cuando el país logró su independencia en 2011 (apoyada por Washington) las facciones rebeldes acordaron repartir el poder en esa nación. Así, nombraron como presidente a Kiir y Machar asumió el cargo de vicepresidente.

El 15 de diciembre de 2013 ocurrieron violentos enfrentamientos en los tres estados petroleros de esa nación: Alto Nilo, Unidad y Jonglei. Kirr llamó a la rebelión armada porque supuestamente Machar planificaba un golpe de Estado.

Desde entonces, lo más afectados por el conflictos son los civiles. Datos de Oxfam destacan que un 87 por ciento de la población no tiene acceso a los sistemas de saneamiento y solo un 47 por ciento puede tener agua potable. 

Más de 686 niños menores de cinco años padecen desnutrición y una de cada tres personas se encuentra en situación inseguridad alimentaria.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.