• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Publicado 18 junio 2014

Una explosión ocurrida el martes en Damataru (Nigeria), causó la muerte de 21 personas que se encontraban disfrutando de uno de los juegos de la Copa del Mundo Brasil 2014.

Según los habitantes, la bomba estaba escondida en un pequeño vehículo situado frente al centro de retransmisión del partido, donde mucha gente estaba congregada viendo el partido de Brasil contra México.

"Recibimos 21 cadáveres y 27 heridos" después de la explosión, declaró una fuente del hospital Sani Abacha, quien precisó que entre las víctimas, trasladadas por el ejército y la policía, se encuentran "hombres jóvenes y niños", dijo.

Por el momento, se desconocen los autores de esta explosión, aunque
las sospechas apuntan al grupo islamista nigeriano Boko Haram, que en otras ocasiones realizó ataques similares contra centros de retransmisión de fútbol y contra recintos deportivos.

El líder de los islamistas, Abubakar Shekau, ha descrito en varias ocasiones el fútbol como una perversión occidental que busca alejar a los musulmanes de la religión. El fútbol es el deporte nacional en Nigeria, donde la población sigue con fervor los encuentros.

Tras los recientes ataques, los estados de Adamawa (noreste) y de Plateau (centro) decidieron cerrar los centros que proyectaban los partidos de fútbol en pantallas gigantes, por motivos de seguridad.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.