• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, reconoció el pasado 2 de julio su fracaso al intentar conseguir la aprobación de la reforma migratoria durante el presente año. (Foto: Archivo)

    El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, reconoció el pasado 2 de julio su fracaso al intentar conseguir la aprobación de la reforma migratoria durante el presente año. (Foto: Archivo)

Publicado 9 julio 2014

El 80 por ciento de los votantes estadounidenses quiere que el Congreso actúe este año para avanzar en una reforma del sistema migratorio, pese a que la división entre los republicanos y las inminentes elecciones legislativas de noviembre han frustrado esa posibilidad.

Según una encuesta publicada este miércoles por el New American Economy, un organismo que congrega a políticos republicanos y demócratas por la promoción económica, más del 60 por ciento apoya una reforma migratoria que deje abierta la posibilidad de conceder la ciudadanía a jóvenes que llegaron ilegalmente al país cuando eran niños.

El plan, aprobado por el Senado pero que aún no ha sido debatido en la Cámara de Representantes, contempla un refuerzo de la seguridad fronteriza para posteriormente dejar abierta la posibilidad de regularizar a 11 millones de indocumentados que viven actualmente en Estados Unidos.

El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, reconoció el pasado 2 de julio su fracaso al intentar conseguir la aprobación de la reforma migratoria durante el presente año, dado el bloqueo al que se encuentra sometido el proyecto dentro del Congreso.

"Los republicanos anunciaron que seguirán bloqueando un voto en la reforma migratoria al menos por el resto del año", explicó el mandatario norteamericano desde la Casa Blanca, al tiempo de calificar la decisión como un “sin sentido”

El 54 por ciento de los republicanos apoya ese plan y el 37 por ciento se opone, pese a lo cual el ala más conservadora de ese partido ha frenado toda posibilidad de que avance una legislación en la Cámara de Representantes.

Dos de cada tres votantes está a favor de que se dote de estatus legal a los inmigrantes indocumentados, que en su gran mayoría trabajan y contribuyen a la economía estadounidense. También manifestaron su intención de votar en 2016 por un candidato a presidente que apoye una reforma migratoria


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.