• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Ángel Di María jugó un partido memorable. (Foto: Reuters)

Ángel Di María jugó un partido memorable. (Foto: Reuters) | Foto: Reuters

Publicado 3 septiembre 2014

Rememorando la pasada final del Mundial de Fútbol de Brasil 2014 se volvieron a ver las caras la selección Campeona del Mundo Alemania y la selección Argentina.

La ciudad alemana de Duesseldorf sirvió de escenario para que el equipo local se mostrara por vez primera luego de coronarse campeón del mundo.

Actos Previos al Juego

Antes del encuentro se desarrollaron una serie de actos protocolares que incluyeron un minuto de silencio por la memoria del fallecido presidente de la Asociación de Fútbol Argentina (AFA), Julio Grondona, y la entrega de reconocimientos a los jugadores y al cuerpo técnico que le dieron el cuarto título mundial a la nación alemana.

Inicio del encuentro

Dado el pitazo inicial la selección albiceleste se mostró con mucho dominio dentro de la cancha. Corría el minuto 20 de juego, cuando Sergio “Kun” Agüero anotó el 1-0, gracias a un pase que le diera el nuevo jugador del Manchester United, Ángel Di María.

Seguían el asedio argentino al arco rival y nuevamente al minuto 40 de juego, Di María, sería el artífice de un centro que en esta ocasión convertiría el novel jugador de la selección Erik Lamela y aumentaría la ventaja a un 2-0, con el cual terminaría la primera parte del partido.

Segundo tiempo

Reiniciado el encuentro, comenzó a sonar el tango y a deslizarse sobre el gramado los compases del dos por cuatro que desde sus botines seguía mostrando Ángel Di María, quien en el minuto 48 dio una asistencia a su compañero, Federico Fernández, que aumentó el marcador y colocó el 3-0.

El fútbol siempre premia a quien bien lo juega y fue con esta premisa que Di María cerraría una tarde protagónica y sería quien en el minuto 50 debido a un pase de Pablo Zabaleta, anotó el último gol de su equipo y colocó un 4-0.

Reacción alemana

El equipo local buscó defender su campo e intentó emprender una reacción, pero solo podría anotar mediante André Schürrle, al minuto 52 y luego Mario Götze, al minuto 78, dos goles que darían cifras finales al marcador con un 4-2.

 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.