• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El ministro de Defensa de China, Yang Yujun, rechazó las acusaciones de Estados Unidos y les pidió abandonar las prácticas de vigilancia sobre su territorio. (Foto: Archivo)

El ministro de Defensa de China, Yang Yujun, rechazó las acusaciones de Estados Unidos y les pidió abandonar las prácticas de vigilancia sobre su territorio. (Foto: Archivo)

Publicado 28 agosto 2014

China exigió este jueves a Estados Unidos que deje de llevar a cabo vigilancia aérea y marítima cerca de sus fronteras y, paulatinamente, abandonarlas totalmente.

Estados Unidos "tiene que tomar medidas concretas para ir reduciendo sus actividades de vigilancia cercana contra China hasta abandonarlas totalmente", declaró el portavoz del ministerio de Defensa chino, Yang Yujun.

Según el portavoz del Pentágono (EE.UU.), el contraalmirante John Kirby, "el 19 de agosto, un avión de combate chino armado llevó a cabo una intersección peligrosa de un avión" estadounidense.

Esta acusaciones fueron rechazadas por China el pasado sábado 23 de agosto y calificó estas declaraciones como "totalmente infundadas".

Kirby especificó que el caza chino se acercó incluso a menos de 10 metros del avión estadounidense mientras efectuaba su misión. “El piloto chino efectuó una maniobra peligrosa por encima del aparato estadounidense y en otra ocasión se acercó de manera perpendicular exhibiendo sus armas", dijo.

Por su parte China explicó que el avión de caza se encontraba a buena distancia de la aeronave estadounidense, interceptado en la vertical de aguas internacionales a unos 220 kilómetros al este de la isla china de Hainan, y efectuó una operación de comprobación normal.

"La parte estadounidense ha insistido en hablar de los asuntos técnicos, como la distancia entre los dos aviones, pero ha ignorado el asunto de política de las altamente frecuentes actividades de reconocimiento de proximidad contra China", indicó Yang.

Al respecto, el Departamento de Estado estadounidense defendió que sus maniobras de reconocimiento eran transparentes y que había informado de ellas a China. Pero Yang rechazó estas alegaciones diciendo que China nunca había recibido ninguna información al respecto de la parte estadounidense.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.