• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Los dos voceros dijeron que "todas las partes deben abstenerse de acciones violentas, de intimidación o de provocaciones”.(Foto: Reuters)

    Los dos voceros dijeron que "todas las partes deben abstenerse de acciones violentas, de intimidación o de provocaciones”.(Foto: Reuters)

Publicado 10 mayo 2014

La canciller alemana, Ángela Merkel, y el presidente francés, François Hollande, presionaron este sábado a las autoridades de facto de Kiev y al Gobierno ruso para lograr la celebración de elecciones presidenciales el 25 de mayo en Ucrania, en una declaración publicada el sábado.

El texto, difundido tras un encuentro informal de dos días en Stralsund (norte de Alemania), destacó que “la celebración de elecciones presidenciales libres y equitativas en Ucrania el 25 de mayo es de capital importancia”.

Según Hollande y Merkel, los referendos planificados en varias ciudades del este de Ucrania son “ilegales” y, en esta posición, insistieron en volver a amenazar con imponer sanciones a Moscú si sigue apoyando a los prorrusos.

"Un fracaso de las elecciones presidenciales internacionalmente reconocidas desestabilizaría todavía más al país. Francia y Alemania estiman que esto tendrá las consecuencias correspondientes, como previó el Consejo Europeo del 6 de marzo", agregó el comunicado.

Contra la violencia

Por otro lado, con respecto a los hechos violentos que se siguen presentando en varias ciudades de Ucrania, los dos voceros dijeron que "todas las partes deben abstenerse de acciones violentas, de intimidación o de provocaciones”, así como también agregaron que “la posesión ilegal de armas debe cesar”.

Lamentaron la violencia reciente "en Odesa y sobre todo Mariupol, que provocaron pérdidas de vidas inaceptables" e hicieron un llamado a “un diálogo nacional entre los representantes del gobierno ucraniano y los de todas las regiones de Ucrania”.

“Debe entablarse cuanto antes y como muy tarde antes del 25 de mayo” y debería “tratar sobre todos los asuntos pendientes, sobre todo el orden constitucional en Ucrania y la descentralización”, rezó el texto.

También subrayaron la importancia de que la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE) ejerza un papel de vigilancia en las presidenciales del 25 de mayo, vigile la recogida de armas ilegales y desempeñe un papel de moderador en el diálogo nacional.

Por último, los dirigentes de las dos principales economías europeas advirtieron contra cualquier intento de obstaculizar el suministro de gas a Ucrania.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.