• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Desde que fue derrocado el presidente de Egipto, Mohamed Mursi, miles de sus seguidores han sido reprimidos por el régimen que se instaurón en esa nación. (Foto: Archivo)

    Desde que fue derrocado el presidente de Egipto, Mohamed Mursi, miles de sus seguidores han sido reprimidos por el régimen que se instaurón en esa nación. (Foto: Archivo)

Publicado 26 marzo 2014

El comienzo del juicio en Egipto contra 919 simpatizantes del presidente derrocado Mohamed Mursi, fue boicoteado este miércoles por los abogados de la defensa quienes consideraron que dicho procedimiento no es más que una “farsa”, pues el lunes ese mismo Tribunal condenó a muerte a otros 529 partidarios de Mursi, también líder de la Hermandad Musulmana.

El anuncio fue hecho por el abogado Mohamed Tuson, quien informó a la agencia de noticias AFP, que la sentencia quedó fijada por el Tribunal para el 28 de abril.

Entre los acusados está Mohamed Badie, el guía supremo de los Hermanos Musulmanes. Los acusados, en su gran mayoría ausentes, comparecen por su presunta implicación en actos violentos que causaron la muerte de dos policías en la gobernación de Minya (sur), y de ataques contra bienes públicos y privados.

Los hechos ocurrieron el 14 de agosto, el mismo día que el ejército y la policía mataron a más de 700 manifestantes favorables a Mursi en El Cairo (capital). Los expertos en asuntos judiciales creen de forma unánime que las penas serán conmutadas o anuladas, ya que el tribunal no respetó ni el procedimiento ni los derechos más básicos de la defensa.

El juez a cargo del juicio de este martes es Yusef Sabry, conocido según la prensa egipcia por su extraordinaria severidad. Se cuenta que en una ocasión impuso una pena de 30 años de cárcel a un hombre que robó un traje en una tienda.

Las 529 penas capitales pronunciadas el lunes por el tribunal en Minya provocaron la reacción de la comunidad internacional, preocupada por la represión metódica de los partidarios de Mursi desde su derrocamiento por militares el 3 de julio.

"El asombroso número de personas condenadas a muerte en este caso no tiene precedentes en la historia reciente. La imposición masiva de la pena de muerte tras un juicio que estuvo lleno de irregularidades de procedimiento viola el derecho internacional de derechos humanos", declaró el martes un portavoz del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Rupert Colville.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.