• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • El conductor del camión que arrolló a la multitud en Niza fue abatido por la policía.
    En Profundidad

    El conductor del camión que arrolló a la multitud en Niza fue abatido por la policía.

    Foto: 1/3 Reuters
  • La seguridad de mezquitas y sancionar manifestaciones intolerantes contra el Islam deben ser prioridad del gobierno francés, según el Consejo Francés del Culto Musulmán
    En Profundidad

    La seguridad de mezquitas y sancionar manifestaciones intolerantes contra el Islam deben ser prioridad del gobierno francés, según el Consejo Francés del Culto Musulmán

    Foto: 2/3 Reuters
  • El teatro Bataclan en París, Francia, fue el escenario con más víctimas de los atentados de noviembre 2015.
    En Profundidad

    El teatro Bataclan en París, Francia, fue el escenario con más víctimas de los atentados de noviembre 2015.

    Foto: 3/3 Reuters
Un nuevo atentado en Niza se registra el mismo día que Hollande ratificó el punto final del estado de emergencia de ocho meses en Francia.

Francia se encuentra en estado de emergencia desde noviembre pasado, cuando se registraron varios atentados terroristas de forma simultánea que dejaron más de un centenar de muertos.

El presidente François Hollande declaró el 14 de julio que el estado de emergencia sería levantado el próximo 26. El mismo 14 de julio un camión cargado de armas atropelló a una multitud y dejó al menos 84 muertos y 53 heridos críticos en Niza, donde al día siguiente se disputaría a unos pocos kilómetros la etapa número 13 del Tour de Francia.

Hollande considera que no hay motivos para prolongar durante mucho tiempo un estado de emergencia, pero este atentado presuntamente perpetrado por Daesh le da un nuevo motivo.

Desde 2012 Francia está bajo la sombra del terrorismo. Redadas en búsqueda de terroristas son la respuesta a la amenaza que hizo Daesh en 2015: "A Francia le queda mucho por sufrir".

Marzo 2012. El terrorista francés de origen argelino, Mohammed Merah, asesinó a cuatro personas en una escuela judía de Touluse. Después de huir, la policía lo acorraló en un apartamento en Touluse y fue baleado en uno de los tiroteos.

Enero 2015. Se registró uno de los atentados más mediáticos: encapuchados entraron a la sede de la revista satírica Charlie Hebdo y asesinaron a 12 personas. Fueron identificados como los hermanos Kouachi y fueron abatidos tras esconderse en una imprenta. Testimonios recabados llevaron a la conclusión de que los atacantes fueron entrenados por organizaciones terroristas vinculadas al Daesh.

Noviembre 2015. 120 personas murieron y al menos 300 resultaron heridas por los atentados en el teatro Bataclan (82 muertos); el restaurante Le Petit Cambodge; el local Belle Équipe; el bar Le Carrillon y el Boulevar Fontaine. De los nueve terroristas que participaron en el ataque, siete se inmolaron. Los dos que sobrevivieron fueron detenidos tiempo después en Bruselas.

Junio 2016. Un policía y su mujer fueron asesinados a cuchilladas en Niza, en un ataque reivindicado por Daesh. 

Julio 2016. Un camión arrolló a una multitud en Niza y dejó al menos 84 personas muertas y 54 heridos críticos. El conductor fue ultimado por la policía y según medios locales el ataque fue reivindicado por Daesh. El atentado coincide con las celebraciones del Día Nacional de Francia y la conmemoración de la toma de la Bastilla (1789), considerado como el inicio de la Revolución Francesa.

Medidas antiterroristas

Francia se convirtió en el objetivo número uno del Daesh y el terrorismo en el flagelo principal a combatir para el Gobierno de Francia. Al menos 77 mil policías y 10 mil militares fueron desplegados por todo el país durante la Eurocopa 2016, evento que de envergadura continental que se vislumbraba como una tentación para la barbarie de grupo terrorista más rico del mundo.

El partido conservador ha abogado para que se cierren las fronteras del país, pero aún no ha ocurrido. Aunque el primer ministro Manuel Valls aseguró que Francia está en guerra contra el terrorismo y no contra los musulmanes, los ataques islamofóbicos en la región han repuntado tras los atentados.

El presidente Hollande reconoció en diciembre pasado que no habían terminado con el terrorismo, "la amenaza sigue allí". Entre otras medidas, después de los atentados de noviembre de 2015 se anunció el refuerzo de los servicios de la jurisdicción antiterrorista.

Impulsaron la creación de un fichero de condenados por terrorismo que los obligue a declarar su domicilio y someterse a controles regulares; controles a las comunicaciones en Internet y las redes sociales; refuerzo del registro de pasajeros en las aerolíneas.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.