Líder chiíta de Irak suspende actividades de milicianos | Noticias | teleSUR
    • Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Clérigo musulmán chiita Muqtada al Sadr

Clérigo musulmán chiita Muqtada al Sadr | Foto: DW

Publicado 17 febrero 2015

Las milicias chiítas actualmente combaten al Estado Islámico en Irak.

El líder chií de facto de la Ciudad de Sader y del Ejército de al Mahdi en Irak, Muqtada al Sadr, informó este martes en un comunicado que suspende de manera indefinida la actividad de sus milicianos luego del asesinato de un líder sunnita y 10 miembros de su tribu.

La noche del viernes, un grupo armado no identificado atacó dos vehículos en los que se transportaba el jeque Qassem Sweidan al-Janabi y su sobrino, el legislador Zaid al-Janabi, reportaron fuentes oficiales.

Luego de este ataque los legisladores sunnitas (73 de 328) de Irak decidieron boicotear las sesiones del Parlamento para protestar por la muerte de Qassem.

Los legisladores acusaron al primer ministro iraquí Haider al-Abadi y a los ministros del Interior y de Defensa de ser responsables del ataque. Los legisladores sunnitas sugirieron que una de las milicias chiitas estuvo detrás del ataque.

En su comunicado del martes, al-Sadr pidió a los bloques políticos sunnitas "mostrar moderación, no retirarse del proceso político y prometer cooperar con las autoridades correspondientes para descubrir a quienes están detrás del crimen horrendo".

Los milicianos comandados por Sadr también participan en las batallas contra el Estado Islámico (EI) en las provincias predominantemente sunnitas de Salahudin, Diyala y Anbar.

No obstante, el comunicado no menciona si las dos milicias suspenderán su lucha contra el EI, grupo que este martes quemó a 45 personas vivas en este país.

El comunicado salió a la luz mientras tres altos funcionarios iraquíes, el presidente Fuad Masoum, el primer ministro Haider al-Abadi y el presidente parlamentario Salim al-Jubouri, están preparando una reunión para discutir el desarme de las milicias ilegales que están bajo el control de algunos importantes partidos políticos.

El líder espiritual de los iraquíes chiítas, el ayatolá Ali Sistani lanzó un llamado a sus fieles para defender al país ante el avance de grupos armados radicales. Sistani pidió a todos los hombres capaces de empuñar un arma que se la alistaran a las fuerzas de seguridad, sin embargo, esto trajo consigo el resurgimiento de milicias chiítas.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.