• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La Sirenita de Copenhague fue creada en 1909 (Europa Press)

La Sirenita de Copenhague fue creada en 1909 (Europa Press) | Foto: Europa Press

Publicado 23 agosto 2014

Hace 101 años La Sirenita  fue situada en el Puerto de Copenhague (Dinamarca). Desde entonces miles de turistas la visitan anualmente.

La Sirenita de Copenhague, símbolo cultural de Dinamarca, cumple este sábado 101 años desde que fue situada, el 23 de agosto de 1913, en el parque Langelinie, en la Bahía del Puerto de Copenhague. Desde entonces se ha convertido en uno de los reclamos turísticos más importantes de ese país,  atrayendo a personas de todo el mundo.

La Sirenita, cuyo nombre en danés es Den lille havfrue, fue creada en 1909 por el escultor Edvard Eiksen y encargada por Carl Jacobsen, propietario de la fábrica de cervezas Carlsberg, quien se la regaló a la ciudad en 1913. Está esculpida en bronce, mide 1,25 metros y pesa 175 kilos.

La escultura está inspirada en el cuento del mismo nombre escrito por Hans Christian Andersen, pero su creador se basó en dos modelos femeninas para darle forma: la bailarina de ballet, Ellen Price, y su propia esposa, Eline Eriksen. 

Durante este fin de semana en Dinamarca rendirán homenaje a la escultura y al cuento de Andersen con espectáculos de danza, musicales, coloquios, conciertos y fuegos artificiales. 

La Sirenita como herramienta propagandística

Desde mediados de los años 70 esta icónica obra ha sufrido numerosos actos vandálicos. En 1964 su cabeza fue robada y nunca recuperada, teniendo que ser reemplazada. Luego, en 1984 el brazo derecho fue cortado, siendo devuelto a los dos días. Treinta y cuatro años después, en 1998, fue decapitada nuevamente, pero esta vez la cabeza fue devuelta de forma anónima.

Además, la Sirenita ha sido pintada de rojo, verde y rosa. En 2004 fue cubierta con un burka en una protesta en contra de que Turquía se uniera a la Unión Europea.

Durante estos 101 años, La Sirenita no ha estado siempre en su roca de Copenhague, debido a que en el 2010 viajó hasta Shanghai, en China, donde permaneció durante seis meses como parte de una exposición.

A pesar de su ajetreadra vida, La Sirenita sigue siendo uno de los puntos clave del turismo danés. En temporada alta la visitan mil turistas por hora. Además, en la página web dedicada a esta estatua se venden réplicas en bronce para llevársela a casa.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.