• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El diámetro del asterioide es de aproximadamente unos 19 metros (Foto: Archivo)

El diámetro del asterioide es de aproximadamente unos 19 metros (Foto: Archivo)

Publicado 1 mayo 2014

La capital colombina fue escenario este jueves del inicio de la Feria Internacional del Libro de Bogotá que tiene a Perú como invitada de honor, país que está determinado a mostrar su amplia oferta cultural ofreciendo 15 mil volúmenes y mil 149 títulos.

Los organizadores del evento explicaron a la prensa que la idea que se tiene con esta feria es ofrecer un panorama en que convivan los clásicos de siempre (José María Arguedas, Mario Vargas Llosa) con autores noveles como Julia Wong y Mariana de Althaus, dramaturga y creadora del colectivo de teatristas Viaexpresa.

A ellos se suman Carlos Yushimito, considerado un maestro del relato corto, y Julio Villanueva, uno de los representantes del boom de la crónica latinoamericana, por cuya revista Etiqueta negra han desfilado los grandes de ese género en este costado del mundo como el mexicano Juan Villoro, de escritura innovadora, que transita con igual riqueza del fútbol a la literatura, y Martín Caparros.

Completan la nómina Santiago Roncagliolo, autor de novelas de suspenso y humor negro como Pudor, Tan cerca de la vida y Óscar y las mujeres, y la escritora y poeta Gabriela Wiener, una de las representantes del periodismo narrativo latinoamericano.

La lista incluye también a Daniel Alarcón, Fernando Ampuero y el poeta Eduardo Chirinos, para citar solo algunos.

Perú también trajo consigo su música, teatro, gastronomía, con la chicha morada, una bebida luminosa a base del maíz cultivado en la cordillera de los Andes, trozos de membrilla, piña, canela y clavos de olor hervidos a fuego lento, fragua de aromas.

La escoltan el seviche, las delicadas "sorpresas de chocolate" servidas en una cucharilla en la que flotan bañadas por una "crema de vida" y otras delicadezas de halago al paladar.

Junto a ello el folclore en sus más puras esencias, el teatro, exposiciones como Mírame, Lima, de los artistas Morgana Vargas Llosa y Jaime Travezán, en la cual emerge la capital peruana desde la imagen y la mirada de sus habitantes, y Afroperú, consagrada a la población afrodescendiente, a ese Perú negro de insondable riqueza.

Desde la imagen gráfica llegan asimismo los años 80, reflejo de la transformación de ese país suramericano, a partir de las migraciones de la sierra a la costa, que comenzaron a registrarse con fuerza en la década del 50 del siglo pasado.

En suma, un abanico de frondoso varillaje, a cuya sombra Perú respira en los 15 mil metros cuadrados de Corferias, en un diálogo de tu a tu con sus vecinos cercanos.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.