Venezuela a EEUU: “Este pueblo se respeta” | Blog | teleSUR
6 marzo 2015
Venezuela a EEUU: “Este pueblo se respeta”

El sábado 28 de febrero el pueblo venezolano se movilizó a Miraflores, a 26 años del Caracazo. En el discurso de cierre de la marcha, Maduro anunció medidas de alto impacto diplomático respecto a EEUU, luego de una peligrosa escalada injerencista lanzada por el país del norte.

Venezuela a EEUU: “Este pueblo se respeta”

Las medidas anunciadas por el presidente venezolano fueron cuatro: reducir el número de los funcionarios de la Embajada de EEUU de 100 a 17 -este es el número que tiene la Embajada de Venezuela en EEUU-; solicitar que los funcionarios de la Embajada de EEUU notifiquen con quién se reúnen en el país; establecer el requisito de visas para los ciudadanos norteamericanos que visitan Venezuela y la prohibición de ingreso a jefes políticos considerados terroristas y violadores de derechos humanos.

Entre estos últimos mencionó expresamente a George W. Bush, Dick Cheney, George Tennet, Marco Rubio, Bob Menéndez, Ileana Ros-Lehtinen y Mario Díaz Balart, por sus crímenes en diversas partes del mundo, como Irak, Afganistán, Libia y Guantánamo.

Los anuncios llegan luego de una grosera campaña de declaraciones oficiales de EEUU, quien interviene cada vez más abiertamente en la política venezolana. Según información difundida por la canciller Delcy Rodríguez, sólo en lo que va del año se han registrado 65 declaraciones de voceros oficiales de EEUU sobre la situación en Venezuela.

A esto se le agregan las evidencias de su participación en el intento de golpe de Estado desarticulado el 11 y 12 de febrero, acusaciones que EEUU consideró “risibles”, aunque evitó explicar por qué otorgó visas en tiempo récord a los militares implicados.

Maduro dijo que el pueblo norteamericano siempre será bienvenido si quiere visitar el país para realizar actividades de paz. “Quien quiera venir de turista siempre será bienvenido, el que quiera venir a actividades culturales, académicas, deportivas, siempre será bienvenido y tendrá su visa. Pero me obligaron a implantar, por reciprocidad y por protección del país, un sistema de visado”, señaló.

No tan diplomáticos

Las actividades de la Embajada de EEUU en el país no son nuevas, pero en los últimos dos años se han generalizado.

El 5 de marzo de 2013 por la mañana, pocas horas antes del fallecimiento de Hugo Chávez, el entonces canciller y actual ministro de Comunas, Elías Jaua, informó de la expulsión de dos agregados aéreos de la Embajada de EEUU, David Del Mónaco y Devil Costal. Según denunció Maduro, ya en ese momento personal militar y diplomático de EEUU estaba contactando a oficiales de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) “para conectarlos con los proyectos desestabilizadores”.

El 30 de septiembre del mismo año, Venezuela expulsó a otros tres funcionarios estadounidenses: Elizabeth Hunderland, David Mutt y Kelly Keiderlinh, que “se dedican a reunirse con la extrema derecha venezolana y a financiar las acciones para sabotear el sistema eléctrico y económico”, según expresó Maduro. “Este grupo está muy activo en Guayana y se han reunido con dirigentes sindicales y políticos de la derecha. También se reúnen con otros que se ponen boina roja para darle las puñaladas por debajo a la Patria”, advirtió.

Con las guarimbas en pleno desarrollo, apoyadas por el propio secretario de Estado, John Kerry, el 17 de febrero de 2014 Venezuela volvió a expulsar del país a agentes norteamericanos. Esta vez se trató del vicecónsul Brent Mary McCusker y de los funcionarios adscritos a la Embajada, Elsen Gordon y Clark Cristopher Lee, quienes se dedicaban a recorrer las universidades con la excusa del otorgamiento de visas.

“La embajada ha desplegado operativos principalmente en las universidades, donde se han focalizado las acciones de violencia y protestas. Pero en el fondo es la cubierta para hacer el contacto con los dirigentes que captan para el entrenamiento y para la creación de organizaciones juveniles, mediante las cuales se promueve la violencia”, dijo en ese momento el canciller Elías Jaua.

Un año después, llegaron las declaraciones realizadas por los oficiales de aviación capturados en el intento de golpe, que señalan una vez más a la Embajada.

“Gringo, go home”

El sábado, en la marcha, Maduro añadió una información que pasó casi desapercibida: “En los últimos días, hemos capturado algunos estadounidenses en actividades encubiertas, de espionaje, tratando de captar gente en pueblos costeros del Caribe y otros lugares. En Táchira capturamos a un piloto de aviones estadounidense, de origen latino, con documentaciones de todo tipo”, señaló, sin dar más precisiones. “Me he visto obligado a tomar estas medidas para poner límites a la conspiración”, agregó.

Como si no quisiera dejar lugar a dudas, tres días antes, el secretario de Estado norteamericano John Kerry había manifestado nuevamente críticas a Venezuela, considerando que este país “continúa avanzando por la dirección equivocada y tomando las decisiones incorrectas”.

En su intervención ante el Comité de Relaciones Exteriores del Senado, y frente a las preguntas de la congresista conservadora Ileana Ros Lehtinen, Kerry reconoció que desde el gobierno de EEUU se articula con dirigentes de oposición “para la defensa de la democracia”. También aseguró que endurecerán las sanciones y que se incrementaran las presiones sobre los países de América Latina y el Caribe: “Nos estamos moviendo lo más rápido posible. He elevado el problema sobre Venezuela a líderes de la región”.

Difícil saber cuánto resistirán algunas débiles democracias latinoamericanas a esa “elevación del problema sobre Venezuela” que alude Kerry. Lo que es evidente, después de estos dos años, es que EEUU no sólo tiene en Venezuela el problema de Maduro, un presidente al que pensaban borrar de un plumazo en pocos días, pero hoy continúa en el gobierno.

El verdadero problema que tiene EEUU y la oposición en Venezuela es que desde 1989 hasta ahora muchas cosas han cambiado en el pueblo venezolano. “27F, el despertar de un pueblo antiimperialista” era la consigna de la marcha que reunió a miles de personas el sábado. Desde esa conciencia, miles de gargantas volvieron a decir “Venezuela se respeta y se respetará en cualquier circunstancia que nos toque afrontar”.

Fuente: http://notas.org.ar/2015/03/03/venezuela-eeuu-pueblo-se-respeta/


teleSUR no se hace responsable de las opiniones emitidas en esta sección


Perfil del Bloguero
Periodista argentino. Corresponsal en Caracas de Notas – Periodismo Popular y colaborador en otros medios de comunicación. Sus textos y fotografías se han publicado en periódicos, revistas y sitios web de América Latina y Europa. Desde enero de 2013 hasta abril de 2014 fue productor y editor de noticias en ALBA TV. Actualmente, además de la corresponsalía en Notas.org.ar, integra el equipo de comunicación de ALBA movimientos y participa en el proyecto "Crónica de Comunas".

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.