Mentiras y amenazas para el diálogo

Una de las  virtudes del Presidente Nicolás Maduro es su terca disposición y empecinamiento por mantener el diálogo con quienes han trabajado arduamente por derrocarlo, han conspirado  para asesinarlo, lo ha  insultado hasta el cansancio y están seguros de que lo sacarán del poder.

Mentiras y amenazas para el diálogo

Aún así, Nicolás Maduro insiste en mantener el diálogo de todo “dentro de la Constitución”, lo que no ha gustado entre los interlocutores de esa oposición que se arroga la dirigencia de toda la oposición venezolana, al punto de que los supuestos acompañantes, en especial, el súper enviado papal, en nuncio apostólico Claudio Celli, de manera tendenciosa, temeraria y artera, salió con unas declaraciones que apuntan a agravar el conflicto con esos oposicionismos golpistas y a justificar la acción criminal contra Venezuela,  por  la amenaza latente de la “Executive Order” (Orden Ejecutiva) del endorracista Barack Husseín  Obama, la que es apoyada por esa oposición apátrida, cuando todos sabemos qué mueve, obsesívamente,  a Obama,  para invadir a  Venezuela, asesinar a  inocentes y poner un gobierno títere: el petróleo, apoderamiento de la Amazonía y el coltán.

   Todos, incluyendo al Papa Francisco, sabemos que no ha habido un solo país en el mundo al que el gobierno estadounidense le haya decretado una Executive Order, al que no hayan invadido y asesinado en masa, a mujeres, niños, ancianos y hayan destruido sus ciudades en medio del más vulgar saqueo. 
Así que estamos convencidos de que Venezuela no es la excepción. Tale vez, como el Papa Francisco lo sabe, ojalá no esté manoseando la idea de traicionar  al Pueblo venezolano, para luego salir con  bendiciones y oraciones, que no resucitarán muertos.

Pese a todo, mentiras y chantajes,  Nicolás Maduro es terco en buscar el diálogo con los enemigos, mientras el prestigio y la confianza que los venezolanos depositaron en el Papa Francisco, se erosionará, porque cada día se hace evidente que desde del Vaticano han metido un Caballo de Troya.
     
Por otra parte, estos oposicionismos están inmersos en un  manojo de peticiones que saben que son indiscutibles e innegociables, como “la salida” por sus propios pies de Nicolás Maduro y la de todos los chavistas, la libertad del asesino Leopoldo López y del resto de delincuentes que no son presos políticos, ni presos de conciencia, sino políticos delincuentes presos, entre otras locuras, con  el ánimo de que no haya diálogo y vuelvan, otra vez, a patear la mesa del diálogo, entre mentiras y diretes  que difundirán desde CNN, con el mismo ánimo conque se dedicaron a trabajar para satanizar y derrotar a Donald Trump en la campaña presidencial del país norteño.

Total, que entre mentiras y cámaras de televisión, los oposicionismos pusieron un  ultimatum al gobierno revolucionario que preside Nicolás Maduro, al mismo tiempo que el  bíblico mensajero y enviado del Papa,  le ha pedido al Presidente venezolano y chavista, que “los tiempos no sean bíblicos”, olvidando este pontífice que las cosas sucederán cuando tengan que suceder, no al capricho de unos malcriados golpistas, ni con la premura vaticana de entregarles el poder en bandeja de plata,  porque eso no sucederá.

Es una pena que el Papa Francisco haya calculado mal y se haya ido por el camino artero de la  traición al pueblo creyente venezolano, mientras que sus palabras dicen otras cosas. Es una pena que esa derecha reincidente golpista esté desaprovechando la oportunidad de encauzarse en la ruta democrática. A menos que ellos sepan algo que ni el gobierno chavista lo sabe, ni lo sabemos los ciudadanos de a pie y del barrio bajo y menos  aún, no lo sepamos nosotros, “los chavista marginales y jediondos” y es el hecho de que Obama arremeterá con su Executive Order antes de entregarle el gobierno al electo Donald Trump. Con la misma humildad con la que Nicolás Maduro escuchó y extendió su mano al Nuncio Claudio Celli y a los prepotentes negociadores de la MUD, estaremos una mayoría de venezolanos, chavistas y revolucionarios, esperando para enfrentar cualquier locura de esa clase política que amenazó,  porque el once de noviembre (11/11/2016), se cumplen los días de su ultimatum, el que no es otra cosa que otro chantaje inaceptable y esperaremos alertas a otra arremetida más del gobierno estadounidense, no sin  antes considerar que el recién electo presidente estadounidense derogue la Executive Order, como una muestra de relaciones mutuas de respeto o seguiremos listos para enfrentar esa amenaza latente, en la que Venezuela no está sola y desamparada, ni recibiremos cualquier agresión a sombrerazos. Seguimos tercos, como Nicolás Maduro, apostando junto con él, por la vida y por la paz.


teleSUR no se hace responsable de las opiniones emitadas en esta sección


Perfil del Bloguero
Nacido en Mérida, Venezuela.Narrador y ensayista. Activista político de base, del PSUV. Comunicador de Calle del SiBCI, No. 16004.Profesor universitario e investigador de fenómenos sociales y del habla espontánea.Profesor en Lengua Materna; Magister Scientiae en Literatura Iberoamericana; Doctor en Ciencias Sociales.
Más artículos de este bloguero

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.