• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Soy Reportero
  • El efecto multiplicador del consumo
Fecha de publicación 27 julio 2016 - 03:24 PM

Carlos Melconián es el asesor economista preferido de Maurizio Macri y es el factotum del macabro plan económico que se está llevando a cabo. Es Melconián quién ha impulsado el enorme ajuste que se aplicó como terapia de shock a la economía en los primeros 100 días del gobierno neoliberal que se estableció en Argentina.

Según una nota aparecida en Pagina12 del 14 de noviembre de 2015, (http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-286105-2015-11-14.html), Melconián dice que el costo de los subsidios para el estado ascendían en ese año a la friolera de 210.000 millones de pesos, de los cuales 102.000 millones correspondían a electricidad, 45.000 millones a gas, 56.000 millones a transporte y 7.000 millones a otros.

Teniendo en cuenta que la tasa de cambio al final del gobierno de Cristina Kirchner era de 9,80 pesos por dólar, el costo total anual de los subsidios ascendía a 21.429 millones de dólares.

Luego de la brutal devaluación del 50% llevada a cabo por Maurizio Macri, el total total del gasto anual en subsidios, considerando la nueva tasa de cambio de 15 pesos por dólar, el número se transforma en 14.000 millones de dólares.

El mismo economista, que ocupa ahora la jefatura del Banco de la Nación Argentina, en plena campaña electoral porteña dijo, de acuerdo con la nota de Ambito Financiero del 4 de noviembre de 2015 (http://www.ambito.com/814619-que-dicen-los-informes-de-melconian-sobre-el-costo-salarial), ¨Hay que blanquear lo que está ocurriendo en materia tarifaria y en la explosión del gasto público en la Argentina" y consideró que "terminó el paradigma de ponerle un pesito a la gente en el bolsillo para que vaya al shopping”. 

Este último comentario de Melconián nos da la pauta de la perversidad del esquema económico que proponen, ya que los subsidios a las tarifas, lejos de poder ser consideradas como un gasto, deben ser vistas como una forma de incentivar el consumo y la producción.

La idea es que esos 14.000 millones de dólares anuales, si los repartimos entre 10 millones de familias argentinas, (suponiendo familias de 4 personas), nos arroja 1400 dólares anuales por familia. Es decir que ese ¨pesito¨ que se ponía en el bolsillo de la gente equivalía a unos 117 dólares al mes por familia, que se consumían en su casi totalidad en el mercado interno, generando trabajo y producción.

Pero esa erogación que ellos con su concepción neoliberal denominan gasto, puesto a circular en el mercado genera empleo e ingresos fiscales por impuestos.

Los ingresos que el propio estado obtiene por ¨el pesito¨ puesto en el bolsillo de la gente incluyen las cargas sociales que el empleador paga por sus empleados, en IVA; (impuesto al Valor Agregado), el IG; (Impuesto a las Ganancias) y el IB, (Ingresos brutos). 

Si aplicamos este concepto, considerando que la gente le compra al supermercado, que el supermercado emplea gente, que le compra productos a muchos proveedores, y que estos a su vez compran materias primas y emplean personal se llega a la conclusión de que el verdadero gasto del estado en subsidios es menor al 50% del número anterior, es decir unos 7.000 millones de dólares.

Para que este concepto quede más claro, me vino a la memoria un cuento muy interesante que explica en forma sencilla la idea del efecto multiplicador del ¨pesito¨ que Melconián ha eliminado del bolsillo de la gente:

La acción transcurre en un pequeño pueblo costero de pocos habitantes, que en plena temporada veraniega ha tenido una hola de frío que ha espantado a todos los turistas. 

Por ese motivo, hay una situación de crisis económica en el pueblo ya que, por la falta de turistas,  los habitantes han tenido irremediablemente que tomar deuda para subsistir y viven a base de créditos. 

Por suerte un día llega un turista muy adinerado con su nueva y joven esposa y entra en el único hotel del lugar. Pide la mejor habitación y pone una suma en efectivo de 1000 pesos para cubrir los gastos extra, y sube a su habitación. Ahora viene lo interesante:

El Dueño del hotel toma los billetes y sale corriendo a pagar sus deudas con el carnicero. 

El carnicero sale con los billetes y paga su deuda al dueño del pequeño frigorífico que le proveía la carne. 

El dueño del frigorífico sale corriendo a pagarle lo que le debe a su proveedor de alimento balanceado para animales. 

El dueño de la proveeduría de alimentos corre a liquidar su deuda con María, la modista del lugar a la que hace tiempo que no le paga las prendas que ella confeccionó para su familia.

María va con los billetes a pagarle al dueño del hotel la habitación que ha usado para probar las prendas a sus clientes.

En este momento baja el turista adinerado, que ha decidido irse del hotel porque a su joven esposa no le gusta la habitación. 

El dueño del hotel le devuelve sus 1000 pesos y el turista se va.

Nadie ganó un peso, pero ahora el pueblo vive sin deudas pendientes y mira el futuro con confianza.

La moraleja de este cuento es que “Si el dinero circula se acaba la crisis”.

Evidentemente el gobierno neoliberal de Maurizio Macri está aplicando la receta opuesta.

En el gobierno creen que disminuirá el costo fiscal por el ahorro generado por la eliminación de los subsidios, pero no perciben, o no quieren percibir, (o no les importa), los efectos negativos de estas políticas.

Menor Consumo que genera desocupación, caída en la recaudación fiscal por falta de actividad interna, cierre de fábricas por falta de ventas, mas desocupación, menores salarios, menor recaudación e imposibilidad de financiar el déficit fiscal con recursos propios, endeudamiento, pérdida de la soberanía económica y política.

En vez de promover el circulo virtuoso de la producción y el consumo, estamos comenzando a transitar la espiral de contracción recesiva que nos llevará, mas tarde o mas temprano, a una profunda crisis económica, política y social.

Pareciera que ese es el cambio que ha votado ¨la gente¨, que dejará a las generaciones futuras una “ pesada herencia “ de endeudamiento con achicamiento de la economía

Perfil del Reportero
Argentina
Más artículos de este reportero
Videos

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.