• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Soy Reportero
  • “Cuando mi corazón se detenga y mi cerebro deje de sentir”
Fecha de publicación 4 noviembre 2016 - 08:50 AM

“Cuando mi corazón se detenga y mi cerebro deje de sentir”

Para todos los que como yo tuvieron alguna vez un sueño.

Descubrí que estaba loco a los 15 años cuando la tristeza me invadía sin motivo alguno, pasaba todo el día en cama bañado en un mar de lágrimas, para aliviar la pena me sentaba frente a una hoja en blanco de mi computadora pero ni una puta letra me salía, era como si el miedo me dominara de principio a fin; ni siquiera la bendita taza de café podía darme las fuerzas suficientes para salir de aquel suplicio. A la semana como si nada todo volvía a la normalidad, me despertaba en un nuevo día con una sonrisa de oreja a oreja y me decía a mí mismo si podía ser normal. Lo cierto es que con el paso del tiempo me fui percatando que la locura era uno más de los juegos dementes de mi cabeza, iba de un lado a otro como un estúpido sin saber ni el principio ni el final del trayecto, en ese ir y venir del carajo descubrí que en mi locura está la base de la felicidad, respiré aliviado, derramé una lágrima, sonreí y dije gracias a la vida por regalarme una nueva oportunidad…

Al año siguiente escribí mi primer cuento que terminó de papel sanitario en la taza del baño y que aún tengo archivado en mi computadora a la espera de valor para presentarlo en alguna editorial que me dirá que es un fracaso. Me tomó dos años terminar un poemario que hace meses está en manos de otra editorial que por falta de presupuesto no lo publica ni creo que lo publicará. Me duró cinco escasos meses el aliciente que me obsequió teleSUR al permitirme ser  reportero y articulista de una de sus secciones, un pequeño error fue suficiente para derrumbar mi castillo de letras que reconstruía una y otra vez al terminar cada artículo que como un viento huracanado iba y venía alrededor del mundo por la magia de la comunicación y la destreza de la mejor cadena de noticias del mundo (teleSUR)

Ya bien lo decía en la segunda semana de clases mi profesor de Redacción Periodística:

“Si quieren vivir de ser periodistas háganse a la idea de que siempre serán pobres, y tengan siempre bien en cuenta que en esta profesión no hay derecho a cometer errores, si lo hacen estarán en la calle al otro día”

Y la verdad que tiene razón, pero a pesar de eso me resisto a sus palabras, no por ellas ni por los errores que cometa y que no son perdonados desistiré en el empeño de llegar a desarrollar el mejor oficio del mundo, el que me hierve la sangre, el que me explota la mente en la búsqueda de un tema que tratar, el que me eriza la piel al ver que los pocos que me leen se sienten satisfechos con mis líneas.

Y sí estoy loco por las letras, porque nadie como ellas me hablan al oído, nadie como ellas me besan en las mañanas, nadie como ellas me abrazan cuando estoy triste, nadie como ellas abren el cielo en dos pedazos y me permiten ver el sol en el horizonte y más allá también.

Las gracias a teleSUR  por abrirme las puertas de la comunicación y el periodismo, por la oportunidad que me dio de cumplir un sueño, pedirle perdón también por los errores cometidos. Las gracias también a mis profesores que en tan poco tiempo me han enseñado y mucho, y por supuesto a mi locura que sin ella no soy nadie, sin ella no saldrían de mis manos tantas letras que me hacen suspirar y respirar con más ganas.

Esto no es una despedida es un nuevo comienzo, con más fuerzas y en busca de la perfección que aunque sé que es imposible al menos lucharé por escribir cada día más y mejor.  

A los que me leyeron, a los que me leen y a los que me leerán algún día decirles que en mi tienen a su mejor amigo, escribo por y para ustedes, y lo seguiré haciendo hasta el último de mis días cuando mi corazón se detenga y mi cerebro deje de sentir.

Muchas gracias y hasta luego;

Pablo Virgili Benitez

3 de noviembre del 2016. 

Perfil del Reportero
Ecuador
Más artículos de este reportero
Videos

Comentarios
2
Comentarios
Excelente reflexión, definitivamente, para ser escritor o periodista se debe tener vocación, amor por lo que haces y estar loc@s.
Este pinche locura, llena de coherencia me encanta... gracias compañero por energizar mis proyectos...
Nota sin comentarios populares.