• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Brasileños acuden a las urnas en medio de la violencia y el descontento popular por las medidas del gobierno de Michel Temer.
    En Profundidad

    Brasileños acuden a las urnas en medio de la violencia y el descontento popular por las medidas del gobierno de Michel Temer.

El asesinato de varios aspirantes a concejales y alcaldes y las protestas contra las medidas que impulsa el gobierno de Michel Temer destacan en la actualidad política brasileña, a solo días de los comicios regionalies.

El venidero domingo 2 de octubre más de 144 millones de brasileños están convocados a las urnas para elegir a las autoridades en 5.564 municipios, entre ellas varias capitales estratégicas, como Río de Janeiro, Belo Horizonte, Recife, Salvador, Fortaleza y Porto Alegre.

Cerca de 475 mil candidatos de más de 35 partidos optan a alcaldías, vicealcaldías y concejalías, con excepción de la capital, Brasilia, que por su condición de distrito federal no tiene alcalde sino gobernador, y de la isla de Fernando de Noronha, que depende de la ciudad de Recife.

Pero, qué distingue a esta nueva jornada electoral en el quinto país más poblado del mundo. 

El pueblo exige elecciones generales 

La nación sudamericana realizará las elecciones regionales empañadas por un gobierno que asumió el poder luego de un golpe de Estado parlamentario contra la presidenta Dilma Rousseff

Horas después de consumarse este golpe el 31 de agosto, el pueblo brasileño se reunió en las calles de Sao Paolo y Río de Janeiro para exigir nuevas elecciones generales.

>>Dilma Rousseff: Brasil se encamina a un "Estado de excepción"

La consigna de esta movilización fue: “Elecciones generales ya” . Reclamo que mantiene plena vigencia.

El descontento de los brasileños con sus políticos es tal que una encuesta realizada por el portal e-Ciudadanía, vinculado al Senado de Brasil, reveló que un 93 por ciento de más de 200.000 consultados apoyaba elecciones presidenciales anticipadas y sólo un 7 por ciento se mostraba partidario de que Michel Temer concluya el actual mandato y se mantenga en el poder hasta enero de 2019.

Las manifestaciones en protesta contra las medidas neoliberales del gobierno de Michel Temer son la mejor expresión del sentir popular, a las puertas de los comicios del próximo domingo.

Fuera, Temer, reclaman los brasileños. (Foto: EFE)

Ola de violencia electoral

El gobierno de Brasil anunció este jueves que movilizará 25.000 militares para ayudar a custodiar las elecciones locales del domingo, frente a una ola de violencia que incluyó atentados y asesinatos de varios candidatos.

De acuerdo con la prensa local, al menos 20 candidatos a alcaldes y concejales fueron asesinados en Brasil desde junio, cuando terminaron los registros de postulaciones.

Raúl Junmann, ministro de Defensa, expresó que la institución desempeñará un papel al servicio de la justicia electoral. "Pero existe un crecimiento de la demanda por soldados porque generalmente el pedido lo hacían unos 300 municipios y ahora contabilizamos 408", precisó en conferencia de prensa.

Por su parte, el presidente del Tribunal Superior Electoral (TSE), Gilmar Mendes, afirmó que las autoridades "tienen preocupación por el alto grado de violencia".

La tensión de la violencia en las campañas electorales puso en alerta a las autoridades, sobre todo por el atentado en el que fue asesinado el pasado miércoles el candidato a alcalde del municipio brasileño de Itumbiara José Gomes da Rocha, estado de Goiás.

Gomes da Rocha fue baleado mientras participaba en un acto electoral en la calle, tras lo cual fue socorrido pero murió poco después en el hospital. 

El vicegobernador de Goiás, José Eliton, también resultó herido durante el ataque contra Gomés da Rocha. 

Durante las últimas semanas se registraron homicidios, intentos de homicidio o agresiones en los estados Bahía, Cerá, Goiás, Maranhão, Minas Gerais, Paraíba, Pernambuco, Río de Janeiro, Río Grande do Norte, Río Grande do Sul, Santa Catarina y Sao Paulo.

El dato: Río de Janeiro es el estado que registra más violencia contra los candidatos, en buena parte debido a la presión de las milicias y el narcotráfico. Entre noviembre de 2015 y agosto de este año hubo 13 asesinatos con motivaciones políticas.

Una de las prácticas de los grupos criminales es la de exigir el pago de una "tasa electoral": alrededor de 40.000 dólares para un aspirante a alcalde y de entre 5.000 y 6.000 para candidatos a concejales o ediles. 

"La milicia se impone a los tiros" en la campaña electoral, aseveró Giniton Lages, jefe de la Comisaría de Homicidios de la Baixada Fluminense.

Lages explicó que en los territorios dominados por estas organizaciones sólo se puede hacer campaña si se paga la "tasa electoral". Aquel candidato que no acepte el chantaje de esas bandas es amenazado de muerte y sus aliados son agredidos o se les impide circular por la comunidad con sus volantes y pegar afiches.

Años atrás la estrategia electoral de estas organizaciones consistió en postular a los propios "milicianos". Y así fue como llegaron a la Asamblea Municipal conocidos parapoliciales como Jeránimo Guimaraes, Natalio Guimaraes, Cristiano Girao y André Ferreira da Silva.

Momento del disparo contra José Gomes da Rocha. (Foto: Infobae)

¿Qué anticipan las encuestas? ¿Seguirá le hegemonía del PT?

El Partido de los Trabajadores (PT), la formación liderada por Luiz Inácio Lula da Silva y que gobernó Brasil por 13 años, puede perder su condición de fuerza hegemónica en la izquierda en las elecciones municipales del domingo, según anticipan las encuestas y dirigentes de otras organizaciones políticas.

El PT sólo tiene condiciones de conquistar la alcaldía en una de las 27 capitales regionales de Brasil en la primera vuelta del domingo y pocas posibilidades de alcanzar otras dos en una eventual segunda vuelta, el 30 de octubre.

De acuerdo con declaraciones de Carlos Siqueira. presidente del Partido Socialista Brasileño (PSB), "el PT perderá su hegemonía. Según las encuestas sólo ganará la alcaldía de una capital. Es evidente que un partido que llevaba tanto tiempo en el poder y que se decía de izquierda pero no hizo ningún cambio estructural tiende a perder el peso político que ya tuvo", apuntó.

>>Apodos de candidatos en Brasil

El PSB es precisamente el más probable sucesor del PT como mayor fuerza de izquierda. En 1988, en sus primeras elecciones municipales, conquistó apenas una alcaldía, pero hoy gobierna 406 ciudades y proyecta vencer en 500 el domingo.

El PT, por su parte, conquistó hace cuatro años 642 alcaldías, el mayor número en su historia. Los analistas calculan que su cifra de gobiernos municipales caerá a la mitad este año.

Con excepción de Río Branco, capital del pequeño y amazónico estado de Acre y donde el alcalde Marcos Alexandre aspira a reelegirse por el PT y cuenta con un 62 por ciento del apoyo, en ninguna otra capital la otrora formación oficialista tiene más del 30 por ciento de intención de voto.

El resto de partidos de izquierda que durante años giraron alrededor del PT están mejor posicionados.

El PSB lidera las encuestas en dos capitales y puede llevar sus candidatos a segunda vuelta en otras cuatro y el Partido Democrático Laborista (PDT) es favorito en tres.

Fernando Haddad, candidato del Partido de los Trabajadores (PT) a la reelección en la alcaldía de Sao Pablo.  (Foto. El Diario) 

En contexto

Brasil celebra elecciones cada dos años. El 5 de octubre de 2014 se realizaron elecciones federales y estatales, en las que eligieron presidente, vicepresidente, senadores y sus suplentes, gobernadores y vicegobernadores así como diputados federales y estatales.

La fuerza del voto protesta y la ley electoral brasileña permiten que afloren cientos de candidatos singulares en las elecciones municipales. En estas elecciones, así como en anteriores, muchos candidatos optan por competir utilizando seudónimos en vez de sus nombres reales.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.