• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
"Es una tragedia loca. Me gustaría ofrecer mis condolencias a las familias de las víctimas" declaró Andrej Babis, primer ministro checo.

"Es una tragedia loca. Me gustaría ofrecer mis condolencias a las familias de las víctimas" declaró Andrej Babis, primer ministro checo. | Foto: Reuters

Publicado 10 diciembre 2019





La policía local reportó que hombre armado ingresó a la sala de espera del Hospital Universitario de Ostrava en la República Checa, abriendo fuego contra las personas y luego procedió a suicidarse con el arma.

La policía de República Checa informó que en horas de la mañana se reportó un tiroteo masivo en el Hospital Universitario de Ostrava. Los funcionarios señalaron que un hombre de identidad desconocida ingresó armado a la institución médica abriendo fuego contra las personas que se encontraban en el lugar.

LEA TAMBIÉN:
Masiva manifestación exige renuncia de primer ministro checo

El crimen ocurrió alrededor de las 07H00 (hora local) en el departamento de traumatología del hospital, cuando el perpetrador ingresó a las instalaciones y procedió a disparar contra ciudadanos que se encontraban en el lugar, dejando un total de seis muertos y tres heridos de gravedad.

El primer ministro checo, Andrej Babis, expresó a medios locales que el homicida "les puso el arma en la cabeza o en el cuello y disparó"; calificando el hecho como una "gran tragedia" 

Además, el primer ministro precisó que "luego de abrir fuego el agresor se dio a la fuga en su vehículo intentando eludir a las autoridades, se dirigió a su casa para informar a su madre de la situación y advirtiéndole que se suicidaría. Momentos más tarde al llegar al escuchar un helicóptero policial usó su arma contra sí mismo".

Entretanto, los medios checos identificaron al sospechoso como Ctirad V, de 42 años de edad, lo describieron como trabajador en una construcción.

Por su parte, el empleador del hombre reconoció al atacante en una de las fotos que subió la policía de esa ciudad a su cuenta en Twitter e informó a los medios que el sospechoso afirmó estar enfermo y que se quejaba de que nadie quería tratarlo.

Este ataque es el segundo tiroteo masivo más grave en ese país. Durante el 2015, un hombre utilizando un método similar asesinó a ocho personas en un restaurante de Uhersky Brod antes de quitarse la vida. 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.