• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
En el campo este de Deir Ezzor, continúan ocultas cientos de minas artesanales de alta peligrosidad.

En el campo este de Deir Ezzor, continúan ocultas cientos de minas artesanales de alta peligrosidad. | Foto: Sana

Publicado 10 julio 2019

Las víctimas, de edades comprendidas entre 9 y 13 años, presentaban impactos de metralla en la cabeza, el abdomen y el cuello.

La explosión de minas terrestres ocultadas por los grupos terroristas en retirada, continúa cobrándose vidas en Siria.

LEA TAMBIÉN:

Desplazados sirios retornan a sus casas en Homs

Al menos siete niños fallecieron este miércoles al entrar en contacto con un artefacto explosivo de tipo antipersona, en las afueras del poblado de Deblan, en la gobernación de Deir Ezzor (suroeste).

Las víctimas, de edades comprendidas entre 9 y 13 años, presentaban impactos de metralla en la cabeza, el abdomen y el cuello, reportó el director del Hospital Al-Assad, Mamoun Heeza.

El trágico incidente se produjo mientras los niños jugaban en las afueras del poblado, en el campo este de Deir Ezzor, donde continúan ocultas cientos de minas artesanales de alta peligrosidad.

Este tipo de artefactos sembrados por el grupo terrorista autodenominado Estado Islámico (Daesh, en árabe), a la vera de caminos, rutas, y campos agrícolas, fueron en su momento rellenados con varilla molida, metralla, tuercas y otros metales, para aumentar su capacidad mortífera.

La gobernación de Deir Ezzor, fronteriza con Irak, estuvo parcialmente bajo control de los extremistas del Daesh entre 2014 y 2017. A su retirada, los terroristas ocultaron una cantidad de minas terrestres para causar bajas entre las fuerzas de seguridad.

Sin embargo, suelen producir muchas víctimas entre la población civil cuyo normal desplazamiento se ve afectado. A menudo, el ganado de la zona, así como vehículos de carga y transporte de pasajeros, son blanco de las explosiones.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.