• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Los organismos de inteligencia de Sri Lanka recibieron con antelación información de países aliados sobre los atentados, pero no actuaron.

Los organismos de inteligencia de Sri Lanka recibieron con antelación información de países aliados sobre los atentados, pero no actuaron. | Foto: Reuters

Publicado 25 abril 2019 (Hace 16 horas 12 minutos)

Hemasiri Fernando afirmó haber cumplido con su deber, pero dice renunciar “para facilitar la investigación” de los errores cometidos en la detección de la amenaza. 

El secretario de defensa de Sri Lanka, Hemasiri Fernando, renunció este jueves a su puesto después de que se revelara que los organismos de seguridad del país recibieron con antelación información sobre la serie de atentados del pasado domingo, en los que murieron 359 personas.

LEA TAMBIÉN: 
Rusia alerta intimidación de EE.UU. contra América Latina

Fernando aseguró en su carta de renuncia que como secretario de defensa había difundido “sistemáticamente la información de inteligencia recibida sobre los ataques a los funcionarios y departamentos competentes” y que cumplió con su “deber”. “Pero algunos oficiales y departamentos clave no actuaron en consecuencia y como resultado hemos tenido que enfrentar esta situación. Voy a renunciar para facilitar la investigación al comité encargado”, anunció.

El secretario de defensa ocupa el tercer puesto en la cadena de mando de este despacho tras el presidente del país, Maithripala Sirisena, que posee también el cargo de ministro de defensa, y al que sigue el viceministro de defensa, Ruwan Wijewardene.

La decisión de Fernando llegó después de que varios funcionarios, entre ellos Sirisena, revelaran que los jefes de los organismos de inteligencia recibieron con antelación información de países aliados sobre los atentados, pero no actuaron.

Wijewardene reconoció ayer en una rueda de prensa con medios extranjeros que hubo un “lapsus” dentro de los equipos de inteligencia del país que recibieron información de los ataques y que “decidieron” deliberadamente no informar a Sirisena ni al primer ministro de la nación, Ranil Wickremesinghe.

De esta manera se incumplieron los protocolos para llevar la información al nivel más alto, razón por la que las autoridades admiten no haber actuado “oportunamente”.

Una fuente consultada por la agencia EFE aseguró que Sirisena pidió el miércoles la renuncia de Fernando y del inspector general de la Policía, Pujith Jayasundara.

La serie de ataques ocurridos casi simultáneamente en tres hoteles de lujo y tres iglesias en Colombo y otras ciudades del país, fueron cometidos por al menos nueve suicidas cargados de potentes explosivos. Horas después, una séptima detonación tuvo lugar en un pequeño hotel situado a una decena de kilómetros al sur de la capital, y la última en un complejo residencial, también en Colombo.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.