• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Palestina fue escenario de una masacre en 2008 y denuncia a Israel por cometer crímenes de guerra.

Palestina fue escenario de una masacre en 2008 y denuncia a Israel por cometer crímenes de guerra. | Foto: Reuters

Publicado 27 diciembre 2018

Israel inició la operación Plomo Fundido el 27 de diciembre de 2008 y terminó a mediados de enero con un saldo de 1.400 palestinos muertos, la mayoría civiles. 

En víspera de año nuevo en 2008, Israel perpetró la operación Plomo Fundido que en tan solo 22 días, dejó 1.400 habitantes en Gaza asesinados, en su mayoría civiles. 

La operación Plomo Fundido inició el 27 de diciembre y culminó el 18 de enero de 2019, a solo dos días de que Barack Obama asumiera como presidente de Estados Unidos (EE.UU.)

Se trató de una de las operaciones más sangrientas contra el enclave fronterizo desde 1967, sin embargo, el asedio israelí contra esta nación sigue y acumula cada día nuevas víctimas. 

De acuerdo con Israel, su objetivo era acabar con la influencia y los recursos del Movimiento de Resistencia Islámico Hamás, sin embargo, durante la operación se registraron incalculables crímenes de guerra y de lesa humanidad.  

Víctimas y crímenes de guerra

De total de las víctimas, 960 eran civiles muertos, 288 eran menores de 18 años y hubo 5.380 heridos, producto de los ataques por aire, mar y tierra.  

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) aseguró que no había justificación legal para los métodos desproporcionados de guerra usados y que eran violatorios del derecho internacional

Entre las acusaciones contra Israel destaca el uso de fósforo blanco contra la población civil, pese a las constante negaciones de las autoridades israelíes.  | Foto: EFE 

Además, organizaciones defensoras de derechos humanos aseguran que las fuerzas militares de Israel realizaron llamadas telefónicas para sembrar el pánico entre los palestinos y pedirles que abandonaran sus casas cuando las fronteras en Gaza estaban bloqueadas. 

También intervinieron emisoras de radio y lanzaron folletos para emitir estos mensajes de alarma.  | Foto: EFE 

Asimismo, denuncian que durante la operación Plomo Fundido la población no dejó de sufrir los efectos del bloqueo de la ayuda humanitaria, mientras que decenas de miles de familias estaban atrapadas en sus casas sin reservas de alimentos, agua o combustible. 

El bloqueo de Israel en el enclave costero se recrudeció durante estas jornadas violentas de forma deliberada, indican los defensores de derechos humanos.  | Foto: EFE

Por otra parte, de acuerdo con el llamamiento de emergencia de la ONU para Gaza emitido el 2 de febrero, 3.914 viviendas fueron destruidas, 4.831 sufrieron graves daños, 6.104 quedaron parcialmente dañadas.

Alrededor de 163 escuelas, 16 hospitales y 38 centros de salud primaria tuvieron daños.  | Foto: EFE 

La economía en Gaza quedó devastada y, según dados de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCAH), en febrero de 2009 solo había funcionando 258 comercios privados, en los que trabajaban alrededor de 1.878 personas. 

La oficina precisa que la cifra corresponde a una reducción de 90 por ciento de la actividad comercial en comparación con 2006.

La respuesta con cohetes desde Palestina ocasionó 13 muertes israelíes, según el Gobierno de entonces, tres de ellos eran civiles. 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.