• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Desde hace más de un año  grupos terroristas intentan hacerse con el control de la región norte de Mozambique.

Desde hace más de un año grupos terroristas intentan hacerse con el control de la región norte de Mozambique. | Foto: Twitter: ONU

Publicado 30 marzo 2021


Blogs



Serían unas 100.000 personas desplazadas luego de un ataque terrorista en una ciudad del norte del país hace una semana.

Unas 100.000 personas "han tenido que huir caminando y no sabemos dónde están", después del ataque terrorista a la ciudad mozambiqueña de Palma (norte) el pasado miércoles, afirmó este martes el coordinador en el país africano de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), Fernando Regulez.

LEA TAMBIÉN: 

Grupos armados continúan ataques al norte de Mozambique

El funcionario español explicó que, tras el violento ataque "los refugiados tuvieron que salir corriendo, sin agua o comida" y atravesar una zona "desocupada, fuera de control y donde solo hay conflicto".

La violencia "ha vaciado" el distrito homónimo de Palma durante los últimos años, desde el inicio en 2017 de la insurgencia del grupo terrorista Al Shabab en la norteña provincia de Cabo Delgado, la cual ha desplazado ya a cerca de 700.000 personas de sus hogares.

El primer punto habitado al que podrían llegar los ciudadanos huidos sería la ciudad de Mueda, capital del distrito colindante, que se encuentra a unos 175 kilómetros, de acuerdo con Regulez.

"Son por lo menos tres o cuatro días a buen paso y estamos hablando de población que incluye a gente mayor", apuntó y aseguró que ya han llegado a esta ciudad unos 500 jóvenes pero están "a la expectativa de que llegue el grueso de la población durante los próximos días", añadió.

Las telecomunicaciones en la zona están cortadas, lo que dificulta mucho la verificación de las informaciones; y aún no se conoce, de hecho, el balance exacto de muertos y heridos tras un ataque que muestra, según el coordinador, "un salto cualitativo en la estrategia de los terroristas".

Hasta el momento, la única cifra concreta confirmada por el Ministerio de Defensa mozambiqueño, el cual habla de "decenas" de muertos, es la pérdida de siete vidas en una emboscada de los terroristas contra unas 200 personas, la mayoría trabajadores extranjeros subcontratados, quienes quedaron atrapados en un hotel en el asedio y emprendieron la huida de la ciudad el viernes pasado.

Se trata de una región la cual ya se encontraba en una situación crítica y en una crisis humanitaria que este ataque no hará más que incrementar: "El problema de los refugiados se va a acumular, hay ciudades que han triplicado ya sus poblaciones con unos servicios extremadamente frágiles. Estas localidades no están preparadas para recibir este flujo de refugiados", advirtió Regulez.

Más de 110.000 personas vivían en el distrito de Palma, del cual es capital la urbe homónima, incluidos más de 67.000 residentes y 43.600 personas que habían buscado refugio en la ciudad tras ser desplazadas de otras partes de Cabo Delgado, según la Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA).

Tras el ataque terrorista, una parte de la población de Palma logró refugiarse en la península de Afungi, situada a pocos kilómetros de la ciudad, en las instalaciones de la petrolera francesa Total, "una zona completamente protegida por su equipo de seguridad y por el Ejército mozambiqueño", según el coordinador.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.