• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El Gobierno de México recordó que en el artículo 22 de la Convención de Viena se estipula la inviolabilidad de los locales de la misión diplomática.

El Gobierno de México recordó que en el artículo 22 de la Convención de Viena se estipula la inviolabilidad de los locales de la misión diplomática. | Foto: teleSUR

Publicado 23 diciembre 2019


Blogs



Las autoridades mexicanas instaron a respetar lo establecido en la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas, garantizando la seguridad de sus funcionarios.

El Gobierno de México publicó este lunes un comunicado para expresar su preocupación por la "presencia excesiva" de funcionarios de servicios de inteligencia y seguridad que vigilan las sedes de su residencia y su Embajada en Bolivia.

LEA TAMBIÉN:

Parlasur constata en Bolivia asesinato de 32 personas y violación de DD.HH.

A través de la Secretaría de Relaciones Exteriores, las autoridades indicaron que esta situación se ha presentado desde el pasado 11 de noviembre, un día después del golpe de Estado ejecutado contra el presidente legítimo Evo Morales.

"El Gobierno de México a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores expresa su profunda preocupación por la presencia excesiva de personal de servicios de inteligencia y de seguridad bolivianos que vigilan tanto la Residencia como la Embajada de México", refiere el texto.

Además, instaron a quienes integran el Gobierno de facto instaurado tras el golpe, liderado por Jeanine Áñez, a "respetar y cubrir cabalmente las obligaciones del Estado boliviano", de acuerdo con lo establecido en el artículo 22 de la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas.

Según la Convención, citada en el comunicado del Gobierno mexicano, los locales de la misión (diplomática) son inviolables. "Los agentes del Estado receptor no podrán penetrar en ellos sin consentimiento del jefe de la misión", indica.

Asimismo, recordaron que el Estado es el que debe adoptar las medidas necesarias para "proteger los locales de la misión contra toda intrusión o daño y evitar que se turbe la tranquilidad de la misión o se atente contra su dignidad".

"Los locales de la misión, su mobiliario y demás bienes situados en ellos, así como los medios de transporte de la misión, no podrán ser objeto de ningún registro, requisa, embargo o medida de ejecución", precisa la Convención.

Finalmente, el Gobierno de México espera que se respete la inviolabilidad de los inmuebles diplomáticos y que garantice el resguardo, así como la protección de la integridad física del edificio de su misión diplomática y de sus agentes acreditados, "en cumplimiento a los compromisos internacionales de los que forma parte".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.