• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El barco se encuentra actualmente a unas 30 millas de Malta.

El barco se encuentra actualmente a unas 30 millas de Malta. | Foto: Reuters

Publicado 26 junio 2018

Continúa a la deriva situación de 234 inmigrantes del Lifeline tras 5 días esperando puerto en el Mediterráneo.

La embarcación de la ONG alemana Lifeline rescató en las costas de Libia el pasado 21 de junio a 234 inmigrantes y tras 5 días pidiendo refugio en varios países, aún no reciben una respuesta favorable.

Los inmigrantes a bordo del Lifeline se encuentran en su mayoría en la cubierta de la embarcación ya que no cuenta con la capacidad para albergar en su interior a ese número de personas, lo que hace que la situación empeore debido al mal tiempo de las últimas horas.

“Los inmigrantes están pasando frío ya que toda la ropa y mantas están mojadas”, señaló el fundador de la organización Axel Steier.

El barco se encuentra actualmente a unas 30 millas de Malta, informó Steier.

Además indicó que uno de los cuatro niños rescatados, de aproximadamente dos años, viaja sin ningún familiar, a lo que expresó que "es una situación que te rompe el corazón".

Steier agregó que durante la noche de este lunes se produjo la evacuación de emergencia de uno de los inmigrantes que necesitaba atención médica urgente.

“Se pidió a las autoridades de Malta un helicóptero pero después de mucho tiempo enviaron una barca para trasladarlo" añadió.

La fuente asegura que ya comienza  a escasear la comida y el carburante.

"Los líderes europeos no se pueden ni imaginar lo que está pasando. Tendrían que coger todos un barco y venir a dar un vistazo", añadió Steier, calificando "de vergüenza" el abandono de Europa.

Tanto Italia como Malta rechazaron el pedido de ayuda, Francia y España no han dado respuesta hasta el momento explicó el fundador de la ONG.

El vicepresidente del Gobierno de Italia, Luigi Di Maio, dijo este lunes que de asignar un puerto a la ONG alemana Lifeline en el país requisarán el barco.

El capitán de la embarcación, Claus-Peter Reisch aseguró que no se les puede acusar de ser traficantes, que son todos voluntarios y que no cobran dinero por ello y solo quieren salvar vidas.

>> Italia rechaza otra vez a un barco con 224 refugiados


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.