• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Mientras los acusados se encontraban sentados en la plaza, miembros de la RJC los obligaron a desalojar el lugar.

Mientras los acusados se encontraban sentados en la plaza, miembros de la RJC los obligaron a desalojar el lugar. | Foto: RRSS

Publicado 18 enero 2020





“Repudiamos el acto de violencia, racismo y discriminación ocurrido ayer en Cochabamba”, afirmó el mandatario.

El presidente legítimo de Bolivia, Evo Morales, condenó este sábado la agresión de la Resistencia Juvenil Cochala (RJC) contra un grupo de personas en la plaza de Cala Cala, Cochabamba.

LEA TAMBIÉN:

Organizaciones sociales denuncian militarización del Trópico de Cochabamba en Bolivia

“Repudiamos el acto de violencia, racismo y discriminación ocurrido ayer en Cochabamba”, afirmó el mandatario, quien acusó al gobierno de facto de  Jeanine Áñez de golpear a los bolivianos mientras hablan de “pacificación”.

Los desalojados bruscamente por la RJC son miembros de una comisión de transportistas que esperaban en Cala Cala el momento para ingresar al hotel Camino Plaza, donde se desarrollaba un foro del sector.

Por su parte, uno de los miembros de la RJC, Yassir Molina, dijo que el hecho se produjo porque supuestos dirigentes del Movimiento Al Socialismo (MAS) pretendían retirar una motocicleta quemada que la RJC instaló como un monumento en esa plaza.

El incidente de la RJC provocó el rechazo en las redes sociales cuando se observó a un grupo de encapuchados que desalojaron Cala Cala con petardos y gritos.

“Tenemos todos el mismo derecho. No sé qué espera la Policía para actuar, pero son capos para acusarnos a nosotros de sedición”, destacó el dirigente cocalero, Leonardo Loza, quien aseveró que el hecho es un ataque racista del gobierno de Áñez contra los humildes.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.