• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El presidente Donald Trump trató de simplificar la situación alegando que las estadísticas solo muestran los resultados de las pruebas realizadas en el país.

El presidente Donald Trump trató de simplificar la situación alegando que las estadísticas solo muestran los resultados de las pruebas realizadas en el país. | Foto: EFE

Publicado 26 marzo 2020





Los expertos estadounidenses consideran que la actual crisis sanitaria se debe a una demora en la detección del avance del virus y a la inacción del Gobierno para detener su propagación.

La universidad estadounidense John Hopkins, en Baltimore, ofreció datos este jueves que confirman a los Estados Unidos (EE.UU.) como el país más afectado por el coronavirus tras confirmarse en su territorio la presencia de 83.507 casos.

LEA TAMBIÉN:

Solicitan a EE.UU. levantar bloqueo a países por coronavirus

Hasta el momento han fallecido 1.070 personas a causa del virus. El estado más afectado sigue siendo Nueva York, acumulando 385 víctimas mortales, mientras que el total de los casos confirmados ascendió a 37.258 personas.

El presidente Donald Trump trató de simplificar la situación alegando que las estadísticas solo muestran los resultados de la gran cantidad de pruebas realizadas en su país. Sin embargo, los expertos estadounidenses consideran que la actual crisis sanitaria que vive el país se debe a una demora en la detección del avance del virus y a la inacción del Gobierno para detener su propagación.

El gobernador y el alcalde de Nueva York, Andrew Cuomo y Bill de Blasio, respectivamente, reclamaron más ayuda a Washington, exigiendo a las industrias producir mascarillas faciales y respiradores, que comienzan a escasear en las instituciones de salud de la ciudad, las que, según el propio alcalde, sin ese material crítico en algunos días será incapaz de mantener viva a las personas.

Algunos medios de comunicación han divulgado informaciones sobre trabajadores de la salud de la ciudad de Nueva York recurriendo al uso de bolsas de basura de plástico para tratar de protegerse. Las autoridades de la ciudad reconocieron problemas con la distribución de equipos de protección e insuficiente número de insumos almacenado para hacer frente a la situación.

Una situación similar se está observando, también, en la ciudad de Nueva Orleans. La jefa de la división de servicios de atención médica de la Universidad Estatal de Louisiana, Rebekah Gee, aseguró que presentan déficit de personal médico para atender a los contagiados. Entre tanto, el gobernador de Nueva Jersey, Phil Murphy, indicó que sería inevitable, ante tal crisis, encontrarse ante la disyuntiva bioética de decidir que paciente vive o muere debido a la escasez de respiradores artificiales.

Trump, ha evitado hasta ahora forzar a las fábricas a producir determinados los bienes que el sistema de salud demanda por la situación crítica que se está viviendo, entre tanto indicó que "pronto" espera que el país retome la actividad económica en franco desconocimiento de la magnitud que tiene la emergencia sanitaria a nivel nacional e internacional.

Por su parte, el Senado de EE.UU. pone la mira sobre la economía del país aprobando un proyecto de ley de estímulo de dos billones de dólares. Esta medida prevé destinar 500.000 millones de dólares a las industrias más afectadas y una suma similar para realizar pagos directos de hasta 3.000 dólares a las familias estadounidenses. Asimismo, incluye 350.000 millones de dólares en préstamos para pequeños negocios, 250.000 millones de dólares de ayuda al desempleo y 75.000 millones de dólares para hospitales.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.