• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El crimen de Daniel Prude fue el antecedente del asesinato por asfixia de George Floyd.

El crimen de Daniel Prude fue el antecedente del asesinato por asfixia de George Floyd. | Foto: EFE

Publicado 1 febrero 2021


Blogs



En las redes sociales circuló un vídeo donde la Policía arrestaba a una niña de nueve años y le roció gas pimienta en la ciudad de Rochester.

La alcaldesa de la ciudad de Rochester, Estados Unidos (EE.UU.), Lovely Warren, condenó ante medios locales el uso de la fuerza contra los niños, específicamente contra el abuso cometido a una niña aformaericana de nueve años a quien un policía le echó gas de pimienta el pasado domingo 31 de enero.

LEA TAMBIÉN: 

Biden anuncia que no prohibirá el fracking en Estados Unidos

Warren prometió a los familiares de la menor una investigación interna sobre las prácticas de los policías en la ciudad, así como los métodos utilizados para controlar algunos "desórdenes" en la ciudad.

"Tengo un niño de 10 años. Es un niño, es un bebé. Como madre, este video no es algo que una quiere ver", expresó la alcaldesa durante una rueda de prensa refiriéndose al video que circula en las redes sociales donde se ve a la niña siendo maltratada por la Policía.

Las imágenes quedaron registradas en las cámaras policiales. Las declaraciones que emitieron los policías según las informaciones de la prensa local es que la niña padecía una crisis mental. En el vídeo se escucha como la niña llama a su padre.

Policías de Rochester fueron acusados con anterioridad de abuso policial contra ciudadanos afroamericanos. En marzo de 2020 murió el ciudadano Daniel Prude, quien entró en coma a raíz del maltrato que sufrió en su detención.

Otra evidencia de los crímenes cometidos en Estados Unidos por la fuerza policía el año pasado fue el asesinato del afroestadounidense George Floy. El crimen ocurrió el 17 de junio de 2020 en la ciudad de Mineápolis, en el Estado de Minesota.

El crimen de Daniel Prude fue el antecedente del asesinato por asfixia de George Floyd, al que dos semanas después le siguió un caso similar en Kenosha, Wisconsin. Allí, la policía asesinó a Jacob Blake de siete balazos frente a sus tres hijos pequeños.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.