• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El Ministerio de Defensa ecuatoriano publicó la semana pasada la actualización del reglamento militar para uso progresivo de la fuerza.

El Ministerio de Defensa ecuatoriano publicó la semana pasada la actualización del reglamento militar para uso progresivo de la fuerza. | Foto: El Universo

Publicado 1 junio 2020



Blogs



El organismo señaló que de no tomarse en cuenta este exhorto preliminar, procederemos con la interposición de la debida demanda de inconstitucionalidad ante la Corte Constitucional.

La Defensoría del Pueblo de Ecuador exigió este lunes al Ministerio de Defensa la derogación el acuerdo ministerial que permite el uso letal contra manifestantes y adelantó que responsabilizará a la entidad de cualquier abuso que se registre en ese sentido.

LEA TAMBIÉN:

Estudiantes en Ecuador rechazan recortes de presupuesto público

En un comunicado, el organismo señaló que de no tomarse en cuenta este exhorto preliminar, "procederemos con la interposición de la debida demanda de inconstitucionalidad ante la Corte Constitucional".

El objetivo de este recurso "sería suspender los efectos de este acto, expulsarlo del ordenamiento jurídico y determinar responsabilidades por su emisión", explicó la Defensoría del Pueblo.

Además anunció que la Defensoría del Pueblo de Ecuador está elaborando un proyecto de Ley de Uso Progresivo de la Fuerza, el cual será presentado ante la Asamblea nacional de Ecuador.

La entidad subrayó que el referido acuerdo ministerial, en los términos que han sido planteados, son evidentemente inconstitucionales y ponen en peligro a la ciudadanía y el estado de Derecho.

En el acuerdo se "inobserva los límites constitucionales al uso de la fuerza, entre los que destacan el derecho a la inviolabilidad de la vida y el derecho a una vida digna", entre otros, destaca la defensoría.

Asimismo, tampoco se respeta la integridad personal, que incluye: la integridad física, psíquica, moral y sexual; una vida libre de violencia en el ámbito público y privado; la prohibición de la tortura, la desaparición forzada y los tratos y penas crueles, inhumanos o degradantes.

El uso de la fuerza desde el aparato estatal debe estar directamente relacionado con la protección del derecho a la vida, que se encuentra reconocido por la Declaración Universal de Derechos Humanos, en su artículo 3; y, por el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, en sus artíículos 6.1 y 9.1, añadió la entidad.

Las nuevas normas se contraponen abiertamente al rol de las Fuerzas Armadas establecido en la Constitución de la República, pues posiciona a esta institución en el papel de control interno de manera permanente, cuando este claramente es excepcional y subsidiario.

El pasado 29 de mayo, el Ministerio de Defensa ecuatoriano publicó la actualización del reglamento militar para uso progresivo de la fuerza en situaciones de resistencia interna.

El documento contempla el uso progresivo de la fuerza en varios niveles que llegan hasta la "resistencia agresiva agravada", el mismo que permite el uso de armas letales.

Ecuador vivió a finales del año pasado un mes de protestas contra la implementación de medidas económicas, que incluía la desaparición del subsidio a los combustibles,  pero fueron derogadas por el Gobierno del presidente Lenín Moreno para frenar el descontento popular.

Durante este mes de mayo se realizó una jornada nacional de protestas en contra de las medidas económicas aplicadas por el gobierno de Moreno en medio de la pandemia del nuevo coronavirus.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.