• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Liga Árabe condenó la apertura del túnel y lo clasificó como una flagrante violación del derecho internacional.

Liga Árabe condenó la apertura del túnel y lo clasificó como una flagrante violación del derecho internacional. | Foto: Reuters

Publicado 2 julio 2019

La excavación debajo de la aldea de Silwan (Jerusalén) es una flagrante violación del Derecho Internacional.

Organizaciones internacionales, gobiernos del mundo y palestinos condenan la inauguración de un túnel arqueológico debajo de la aldea de Silwan hacia la mezquita de Al-Aqsa en Jerusalén.

LEA TAMBIÉN:

UE condena nueva construcción de viviendas en Jerusalén Este

El Ministerio de Relaciones Exteriores palestino deploró enérgicamente, a través de un comunicado, “los planes colonialistas para reemplazar la realidad existente en la Jerusalén ocupada (Al Quds) y los alrededores de la Ciudad Vieja”.

El texto reiteró que la presencia de funcionarios estadounidenses en la ceremonia es un acto hostil contra los palestinos. “La administración del presidente Donald Trump demuestra día a día su … vinculación ilimitada al proyecto de asentamiento colonial liderado por la derecha extremista en el estado de la ocupación”, agregó.

Por su parte, la Organización de Palestina (OLP) también se sumó al rechazo. El secretario general de la OLP, Saeb Erekat, expresó que "los dos diplomáticos estadounidenses había lanzado insultos al derecho internacional al bendecir un proyecto de colonización que ha desposeído a decenas de familias palestinas cercanas al complejo de la Mezquita de Al Aqsa”.

El Gobierno de Jordania considera que la inauguración del túnel del camino del peregrino es una irresponsabilidad. "Tal decisión es un acto irresponsable que sólo incrementará la tensión", dijo el vocero de la cancillería jordana, Sufian Qudah.

El túnel del camino de la peregrinación es un proyecto de asentamiento basado en una mentira que no tiene nada que ver con la historia. Se trata de una excavación que ha estado ocurriendo durante los últimos ocho años en colaboración entre Elad, la Autoridad de Antigüedades y la Autoridad de Parques y Naturaleza de Israel.

Esta excavación en tierras de Jerusalén viola el derecho internacional y las leyes humanitarias internacionales, así como las resoluciones de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).
 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.