• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El sepelio de Marcelo se realizó en medio de multitudinarias manifestaciones en todo el territorio nacional que rechazan la reforma tributaria y de salud.

El sepelio de Marcelo se realizó en medio de multitudinarias manifestaciones en todo el territorio nacional que rechazan la reforma tributaria y de salud. | Foto: @cuestion_p

Publicado 1 mayo 2021


Blogs



Marcelo Agredo recibió un impacto de bala propinado por un Policía que se bajó de su motocicleta y le disparó en la cabeza en medio de las manifestaciones.

Con una caravana se realizó el emotivo sepelio con el que le dieron el último adiós a  Marcelo Agredo, un menor asesinado por la Policía el 28 de abril en el marco del paro nacional que se adelanta en Colombia.

LEA TAMBIÉN:

Pdte. de Bolivia llama a la unidad para defender la democracia

Marcelo Agredo de 17 años recibió un impacto de bala propinado por un policía que se bajó de su motocicleta y le disparó en la cabeza en medio de las manifestaciones que se adelantaban en una zona denominada “puerto resistencia” en el oriente de Cali. Medios regionales detallaron los hechos a través de redes sociales con las denuncias hechas por la comunidad.

El menor, miembro de una familia humilde, había perdido a su madre hace un año, marchaba en contra de la reforma tributaria, la pobreza y el desempleo,  cursaba noveno año de secundaria y era el menor de cuatro hermanos.

Marcelo Agredo es una de las  víctimas mortales que ha dejado la represión de la fuerza pública contra el paro nacional. El 30 de abril se reportó una masacre en Cali por parte del Escuadrón Móvil Antidisturbios de la Policía, Esmad y según organizaciones defensoras de derechos humanos  serían 7 los muertos, 84 detenidos,  28 heridos y 3 personas habrían perdido uno de sus ojos durante esta jornada.

El sepelio de Marcelo se realizó en medio de multitudinarias manifestaciones en todo el territorio nacional que rechazan la reforma tributaria y de salud, el asesinato sistemático de líderes sociales, el desplazamiento forzado, el incumplimiento del Acuerdo de Paz, el desempleo, el aumento de la pobreza y las políticas neoliberales del gobierno de Iván Duque.

Familiares y defensores de Derechos Humanos piden que estos crímenes de Estado no queden en la impunidad y elevan un llamado al presidente de la república y autoridades locales para que cese la represión por parte de la fuerza pública y a organismos internacionales para que atiendan estas violaciones de DD.HH. en Colombia.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.