• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Luiz Henrique Mandetta, exsecretario de Salud de Brasil, es el más reciente nombre en la lista de responsables del ramo que han salido de sus cargos durante la actual pandemia.

Luiz Henrique Mandetta, exsecretario de Salud de Brasil, es el más reciente nombre en la lista de responsables del ramo que han salido de sus cargos durante la actual pandemia. | Foto: EFE

Publicado 17 abril 2020



Blogs



La pandemia de Covid-19 ha puesto en evidencia a numerosos sistemas de salud y autoridades sanitarias de todo el mundo.

El nuevo coronavirus suma una columna más a su hoja de estadísticas: la de los ministros de Salud que no han logrado solventar la crisis sanitaria permaneciendo en sus cargos.

LEA TAMBIÉN

Bolsonaro destituye al ministro de Salud brasileño Mandetta tras desacuerdos ante pandemia

En Perú, la titular de dicha cartera Elizabeth Hinostroza fue destituida por el presidente Martín Vizcarra el pasado 20 de marzo, cuando llevaba solamente cuatro meses en su gestión.

Los motivos argumentados para el despido fueron la escasa preparación del país para enfrentar la Covid-19, tarea rectorada por Hinostroza. No obstante, el escándalo que definió su salida del Gobierno fue la de un hombre que estuvo varios días esperando su confirmación de Covid-19 y murió en su casa sin haber recibido el resultado de su prueba, que fue positiva.

En Ecuador, la ministra de Salud, Catalina Andramuño, también salió del Ejecutivo, pero en este caso al presentar su renuncia, un día después de la destitución de Hinostroza.

Andramuño, cuya renuncia fue aceptada por el presidente Lenin Moreno el 22 de marzo, argumentó las diferencias que tenía con el Ejecutivo en cuanto a la preparación del país para la Covid-19.

"Enfrentar una emergencia sanitaria sin recursos es complicado. Hasta el momento no se ha recibido ninguna asignación presupuestaria por parte de la autoridad competente, para el manejo de la emergencia", manifestó Andramuño en su misiva a Moreno.

Entretanto, la cifra de muertos en Ecuador es una de las más altas de la región y se muestra alejada de la realidad. 

Este jueves el Gobierno de Moreno reconoció un desfase en los reportes de fallecidos y que en los primeros 15 días de abril se registraron unas 6.700 muertes en esa región, en la que normalmente hay 1.000 fallecidos por quincena.

Entretanto, en Brasil, el presidente Jair Bolsonaro despidió este jueves al ministro de Salud, Luiz Henrique Mandetta, después de realizarle varios anuncios velados sobre su destitución.

Los motivos de la salida del ministro fueron las diferencias existentes entre Bolsonaro y Mandetta, respecto al manejo de la pandemia. Mandetta es partidario de las medidas de control social planteadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), con las que no comulga el mandatario.

Esas divergencias se fueron radicalizando desde el mes de enero de 2020 a la fecha, hasta que terminaron por costarle el puesto al titular de la cartera sanitaria.

Por su parte, el presidente de Guatemala, Alejandro Giammattei, cesó en su cargo al viceministro de Salud, Danilo Sandoval Flores, argumentando incapacidad para gestionar la pandemia de Covid-19.

Sandoval Flores hizo circular horas antes una carta que supuestamente constituía su renuncia, culpando al Gobierno de la falta de preparación del país para enfrentar al nuevo coronavirus. La veracidad de dicha carta fue desmentida por el Ejecutivo, que aseguró que la situación de Sandoval Flores se trató de una destitución y no de una renuncia.

Lo cierto es que Sandoval Flores vio truncada su permanencia en el Viceministerio de Salud el 19 de marzo, solamente tres meses después de haber asumido la responsabilidad.

Mientras tanto, en febrero fue relevada de su cargo la ministra de Salud de Ruanda, Diane Gashumba, nada menos que por mentir sobre la preparación para afrontar la crisis sanitaria, que en eso momento sólo estaba en ciernes.

Interrogada por el presidente Paul Kagame, Gashumba le manifestó que en el país existían kits de diagnóstico de Covid-19 para 3.500 personas, determinándose posteriormente que solamente había medios para 95 exámenes.

Finalizando esta muestra, el titular de la cartera sanitaria de Nueva Zelanda, David Clark, fue sancionado disciplinariamente por quebrantar la cuarentena obligatoria dispuesta por su Gobierno a partir del 14 de marzo.

Clark fue fotografiado montando bicicleta a 2 kilómetros de su casa, luego de lo cual, reconoció que también había visitado la playa con su familia.

Jacinda Arden, primera ministra neozelandesa, no despidió a Clark en atención a la actual crisis sanitaria, pero lo relegó al último lugar en el escalafón gubernamental y le retiró varios privilegios inherentes a su cargo.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.