• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Desde 2017, hay unos nuevo políticos catalanes presos y otros tres están fuera del Estado español, luego de la fallida declaración de independencia.

Desde 2017, hay unos nuevo políticos catalanes presos y otros tres están fuera del Estado español, luego de la fallida declaración de independencia. | Foto: Twitter: Omnium Cultural

Publicado 14 enero 2021


Blogs



Aunque el Tribunal Supremo del Estado español ya les revocó esa condición, las penitenciarías insisten en el paso.

Las Juntas de Tratamiento de tres cárceles catalanas volvieron a proponer este jueves el tercer grado (semilibertad) para los nueve presos independentistas condenados en el caso conocido como el "Procés", apenas un mes después de que el Tribunal Supremo del Estado español se lo revocara. El tercer grado permitiría a estos presos salir a diario y regresar a prisión solo a dormir.

LEA TAMBIÉN: 

Reclaman libertad para líderes catalanes independentistas

La información fue ofrecida por el secretario de Medidas Penales, Reinserción y Atención a la Víctima, Amand Calderó, quien dijo que la propuesta aprobada este jueves por las juntas de tratamiento de las cárceles, no será efectiva hasta que el Gobierno de la Región autónoma (en funciones por la convocatoria a elecciones en febrero próximo) la ratifique, en un plazo máximo de dos meses.

Pese a que el Supremo revocó el tercer grado en diciembre y argumentó que la mayoría de presos no había cumplido "siquiera" la cuarta parte de la condena, las Juntas tuvieron en cuenta que para el 11 de febrero todos los presos ya lo habrán hecho, por lo cual, según Calderó, se trata de "una decisión técnica prevista por la ley" que "en ningún caso exime de la pena". 

Los beneficiados serían Jordi Sánchez, Jordi Cuixart, Oriol Junqueras, Raül Romeva, Jordi Turull, Joaquim Forn, Josep Rull, Carme Forcadell y Dolors Bassa; personeros todos del independentismo catalán.

Si el Departamento de Justicia ratifica el tercer grado y entra en vigor, la Fiscalía tendrá oportunidad de recurrir la clasificación penitenciaria de los presos, primero ante los juzgados de vigilancia penitenciaria y, en última instancia, ante el Tribunal Supremo, así como pedir su suspensión mientras no haya una decisión judicial firme.

Ya lo hizo con el tercer grado que el pasado mes de julio las cárceles propusieron por unanimidad para los nueve presos, una decisión que fue avalada por los juzgados de vigilancia, pero que el pasado mes de diciembre fue desestimada por el Tribunal Supremo, en una disposición que también acordaba revocar la flexibilización penitenciaria.

La noticia llega en medio de la precampaña electoral en la comunidad autónoma, la cual tiene como uno de los puntos principales el destino de los presos del "Procés" y, en general, el futuro del independentismo catalán.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.