• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El líder del Partido de los Trabajadores (PT) consideró que el ataque de EE.UU. representa a ambiciones electorales.

El líder del Partido de los Trabajadores (PT) consideró que el ataque de EE.UU. representa a ambiciones electorales. | Foto: Reuters

Publicado 8 enero 2020





"Brasil puede ser socio de Irán y de EE.UU., no tendría que arrodillarse ante Trump y estar de acuerdo; el ataque al general fue un acto terrorista", indicó el expresidente brasileño.

El expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, afirmó este miércoles que su país no debería "arrodillarse" ante la postura del mandatario de Estados Unidos (EE.UU.), Donald Trump en el conflicto entre la nación norteña e Irán.

LEA TAMBIÉN:

Partido de los Trabajadores de Brasil pide libertad para Assange

"¿Cuál es el papel de Brasil? No meterse en eso (…) Brasil puede ser socio de Irán y de EE.UU., no tendría que arrodillarse ante Trump y estar de acuerdo con el ataque al general, fue un acto terrorista, porque de hecho era un general oficial de Irán. Es muy malo para Brasil", expresó Lula en una entrevista a un medio local.

Después de la arremetida aérea que provocó la muerte de Qasem Soleimaní, la Cancillería brasileña difundió un comunicado apoyando la acción, aludiendo que siempre luchará contra "el flagelo del terrorismo", lo que se interpretó como una alineación total con EE.UU.

El líder del Partido de los Trabajadores (PT) consideró que el ataque de EE.UU. representa a ambiciones electorales, "huele a campaña electoral porque Trump está rodeado de problemas y una guerra ayuda mucho a ganar los comicios", agregó.

Lula lamentó que Bolsonaro "no mida esfuerzos" para presentarse como un "chupabotas" de Trump, y señaló que el jefe de Estado coloca al país en una situación de sumisión que perjudica la soberanía.

"Brasil no tiene que hablar duro con Bolivia y manso con EEUU, Brasil tiene que ser respetado por Bolivia y por EEUU; por China y por Uruguay; por Paraguay y por Rusia… así se construye un país soberano, un país capaz de ser un agregador y no un desagregador como están haciendo", criticó.

Para el expresidente, parte de la sumisión a Trump se explica porque Washington está viviendo "un drama" al sentir la recomposición geopolítica del mundo, en la que China avanza para convertirse en la primera economía global y Rusia "volvió a tener autoridad moral y política".

El líder obrero sostuvo que, en este contexto, la Casa Blanca optó por reagruparse en Latinoamérica y quieren volver a convertir la región en su patio trasero.

“Debemos ser un constructor de paz. Cuando llamaron a Brasil a la guerra de Irak, dije: tengo una guerra más importante que librar en mi país, una guerra contra el hambre”, recordó Lula, detallando que se sabe que no había armas químicas en ese país, excusa en nombre de la cual lo destruyeron.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.