• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El conflicto entre Armenia y Arzeibaiyán proviene de la época soviética y sobrevivió a la caída de la URSS.

El conflicto entre Armenia y Arzeibaiyán proviene de la época soviética y sobrevivió a la caída de la URSS. | Foto: EFE

Publicado 29 septiembre 2020


Blogs



Los enfrentamientos entre las fuerzas de Armenia y Azerbaiyán tienen como escenario el enclave de Nagorno Karabaj.

Los Gobiernos de Armenia y Azerbaiyán intercambiaron acusaciones sobre la responsabilidad en los nuevos enfrentamientos ocurridos entre fuerzas militares de ambos países. 

LEA TAMBIÉN: 

Rusia e Irán piden a Azerbaiyán y Armenia cesar hostilidades

Las fuerzas armadas de Azerbaiyán y de Armenia sostuvieron entre la noche del lunes y la jornada de este martes intensos combates por el control del enclave de Nagorno Karabaj, de acuerdo con fuentes militares de ambos bandos.

El presidente azerí, Ilham Alíev, afirmó en una comparecencia pública este martes que en dos días desde el inicio de los enfrentamientos armados en la zona de Nagorno Karabaj, habrían muerto diez civiles de su país a causa de los ataques de Armenia. La cifra incluye según el mandatario a cinco personas de una misma familia, de ellos dos niños.

En respuesta, el Ministerio de Defensa de Armenia indicó que "continúan batallas de diferente intensidad" en el territorio, acompañadas por una "preparación de artillería" por parte de Azerbaiyán. Asimismo, el Ministerio armenio aseguró haber repelido los ataques azeríes en varios puntos de la llamada línea de contacto.

Por su parte, la Cancillería armenia negó la ocurrencia de ataques contra la región azerí de Dashkesan. En ese sentido, calificó las acusaciones como "desinformación" que busca preparar el terreno para "ampliar la geografía de sus ataques" y llevar a cabo una "agresión" contra Armenia.

Desde el 27 de septiembre, Bakú y Ereván informaron sobre bombardeos a lo largo de la línea de contacto en la no reconocida República de Nagorno Karabaj.

Dicho territorio constituye un Estado independiente de facto que ocupa territorios reclamados por Azerbaiyán y el cual tiene fuertes vínculos con Armenia. Ambos países se culparon mutuamente, en un inicio, por la escalada.

La región de Nagorno Karabaj se mantiene en disputa desde antes de la implosión de la Unión Soviética. En 1988, el enclave autónomo de mayoría armenia intentó salirse de la entonces R.S.S. de Azerbaiyán y se desencadenó un conflicto aún irresuelto.

Hasta el momento, se reportan por la última escalada militar 95 muertos. De ellos, 84 son militares armenios, dos civiles por el lado armenio y nueve por el azerí. Azerbaiyán no ha divulgado información oficial referida a las bajas que podría haber registrado.

Ante el crecimiento del conflicto, Rusia manifestó su preocupación a través del portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov. "Las declaraciones sobre cualquier tipo de apoyo o actividad militar, sin lugar a dudas, echan leña al fuego", manifestó Peskov ante una interrogante de la prensa sobre la posibilidad de que Rusia prestara asistencia militar a Armenia.

Según el portavoz, Rusia considera necesario "cesar lo antes posible el fuego y las hostilidades". Asimismo, Peskov agregó que se "mantiene un contacto permanente con Ereván, Bakú y Ankara a distintos niveles" sobre la situación en Nagorno Karabaj.

Por su parte, el Gobierno de Turquía reafirmó este martes su respaldo a Azerbaiyán. El canciller turco, Mevlüt Cavusoglu, expresó que la disputa no se va a solucionar hasta que "Armenia se retire del territorio azerí".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.