• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
 De acuerdo con la Armada, el exfuncionario "no encarna en nada los valores y tradiciones que tiene nuestra gente e institución".

De acuerdo con la Armada, el exfuncionario "no encarna en nada los valores y tradiciones que tiene nuestra gente e institución". | Foto: EFE

Publicado 20 octubre 2020


Blogs



Se le imputan cargos por su vinculación en los desórdenes públicos que se produjeron en la calle Ramón Corvalán.

 

La Armada de Chile comunicó este martes la baja al cabo segundo de la institución, Ernesto Osorio Loyola, quien fue detenido este 18 de octubre en los disturbios de la iglesia de Carabineros, la cual resultó incendiada.

LEA TAMBIÉN:

Exigen en Chile investigar crimen relacionado con Carabineros

Hasta el momento de la detención, Osorio Loyola pertenecía a la dotación de la base aeronaval de Concón y se encontraba de día libre de franco.

El director de comunicaciones de la Armada, capitán de navío Leonardo Chávez, aseguró que repudian "cualquier tipo de actividad en la cual se vean involucrados miembros de nuestra institución, respecto de desórdenes públicos o que atenten al normal desarrollo de la ciudadanía”.

Tras la detención del segundo cabo, los tribunales decretaron que Osorio Loyola deberá firmar cada dos meses. Este domingo, la Armada dijo que tomarían las medidas disciplinarias correspondientes para el ahora excabo.

“No vamos a permitir que ningún miembro de nuestra institución venga a opacar la excelente labor que miles de miembros de están realizando producto de esta pandemia, hace más de siete meses. Lo único que hace es desprestigiar la tarea que hemos hecho”, señaló el director de comunicaciones de la Armada en comunicado de prensa.

Las manifestaciones del 18 de octubre pasado se desarrollaron de manera pacífica durante las primeras horas del día en la Plaza de la Dignidad (Baquedano), tras cumplirse un año del estallido social de 2019. Sin embargo, al avanzar la tarde comenzaron a ocurrir hechos violentos entre los cuales sobresalieron los incendios a dos iglesias en el centro de Santiago, las cuales quedaron prácticamente destruidas.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.