• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Los precandidatos buscan captar el voto de la población latina de cara a las presidenciales.

Los precandidatos buscan captar el voto de la población latina de cara a las presidenciales. | Foto: EFE

Publicado 2 marzo 2016

En la votación de ayer, la victoria se la llevaron Hillary Clinton por los demócratas y Donald Trump por los republicanos.

El Supermartes es una de las fechas electorales más importantes de Estados Unidos (EE.UU.), porque votan 12 estados y un territorio simultáneamente y se reparte la mayor cantidad de delegados. En esa jornada de ayer el voto latino tiene gran importancia.

Según explicó el vicepresidente del Mexican American Legal Defense and Educational Fund (o Maldef), Thomas Saenz, a medida que avance el proceso, empezando con el Supermartes, “los latinos se convertirán en un componente cada vez más importante del electorado para ambos partidos, pero especialmente en el lado demócrata”.

Los latinos representan el 39% de las personas elegibles para votar en Texas y el 15% en Colorado.

En Texas, cinco millones de latinos tienen el derecho al voto, lo que representa el 28 por ciento de la población adulta. En ese estado, venció Hillary Clinton por 32 puntos, según sondeos a boca de urna. En total, ganó un 67 por ciento del apoyo hispano. Ya en 2008 había obtenido el voto de esta comunidad por un margen de 2 a 1. 

>> Pese a ventaja en Supermartes, Trump aún puede perder en EE.UU. 

El precandidato demócrata Bernie Sanders obtuvo 33 por ciento del apoyo latino en Texas, mientras que en Colorado, en donde el 15 por ciento de la población apta para votar es latina, lo “ganó contundentemente” según indicó el director político nacional de minorías de Sanders, Arturo Carmona.

En total ganó los condados de Adams, Weld y Denver, en los que se concentran la población más joven y el 43 por ciento de los ciudadanos son hispanos. 

>> 81% de los estadounidenses pide renovar sistema de votación 

Los analistas señalan que esta comunidad puede ser determinante aún en estados donde tiene poca presencia, como Virginia o Georgia.

Por su parte, el senador Ted Cruz ganó el voto latino de los republicanos de Texas con un resultado ajustado, al ser apoyado por el 31 por ciento de los hispanos de ese partido. Le siguieron Marco Rubio, con 27 por ciento, y el magnate Donald Trump con 26 por ciento.

En este partido el 10 por ciento de los votantes fue latino.

En contexto: 

El reciente supermartes dejó una victoria de la precandidata del Partido Demócrata Hillary Clinton y el precandidato del Partido Republicano Donald Trump, estos resultados podrían definir la carrera de los candidatos de los grandes partidos de Estados Unidos para las elecciones presidenciales de noviembre.

Hillary Clinton se alzó con la victoria en las primarias de Alabama, Arkansas, Georgia, Massachusetts, Tennessee, Texas y Virginia.

Mientras que el senador Bernie Sanders triunfó en Colorado, Minnesota, Oklahoma y Vermont.

Donald Trump ganó en las primarias de Alabama, Arkansas, Georgia, Massachusetts, Tennessee, Vermont y Virginia, resultados que perfilan al magnate como el favorito para quedarse con la candidatura del Partido Republicano.

El precandidato republicano Ted Cruz, logró imponerse en las primarias de Oklahoma, Texas y Alaska.Tras conocer los resultados el senador aseguró que es el único candidato que puede frenar a Donald Trump.

El otro aspirante por la candidatura republicana Marco Rubio logró ganar las primarias en Minnesota, en la que es su primera victoria de este ciclo electoral.

El Supermartes es decisivo para la selección de los candidatos presidenciales de los partidos Republicano y Demócrata, porque se trata del día en el que más estados votan en las elecciones primarias y más delegados hay en juego en la carrera presidencial.  


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.