• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Dilma Rousseff se vio obligada a separarse de su cargo tras aprobarse el juicio político en su contra.

Dilma Rousseff se vio obligada a separarse de su cargo tras aprobarse el juicio político en su contra. | Foto: EFE

Publicado 12 mayo 2016

Venezuela condenó el golpe de Estado parlamentario contra la presidenta Dilma Rousseff porque pone en riesgo la democracia brasileña.

Venezuela rechazó este jueves categóricamente el golpe de Estado parlamentario que está en curso en Brasil contra la presidenta Dilma Rousseff, quien se vio obligada a separarse de su cargo por un período no mayor a 180 días, luego de que el Senado aprobara la ejecución del juicio político.

En un comunicado, el Gobierno venezolano acusó a las cúpulas oligárquicas y fuerzas imperiales de orquestar el golpe parlamentario contra la mandataria mediante farsas jurídicas. 

"La presidenta legítima, Dilma Rousseff, primera mujer electa como Jefa de Estado en Brasil, enfrenta una arremetida motivada por la venganza de aquellos factores que perdieron las elecciones y que son incapaces de llegar al poder político por otra vía que la fuerza", indica el comunicado.

En el texto, Venezuela expresó su preocupación por la pretensión de la derecha de derrocar a Rousseff, que fue elegida por más de 50 millones de brasileños, lo que pone en riesgo la constitución y la democracia.

"El proceso de Golpe de Estado en Brasil pretende sustituir la soberanía popular y desconocer la voluntad legítima de su pueblo. En razón de lo cual, hacemos un llamado a los pueblos del mundo a mantenernos alertas y listos para la defensa de la democracia, de la presidenta Dilma Rousseff y de los procesos de unidad e integración entre nuestros países", reseña el comunicado.

>> Golpe a la democracia: Senado de Brasil aprueba juicio político contra Rousseff

 

La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, se vio obligada a separarse de su cargo por un período no mayor a 180 días, luego de que el Senado aprobara la ejecución del juicio político con 55 votos a favor, 22 en contra y 1 abstención (de 78 de los 81 miembros del cuerpo colegiado).

En este período las autoridades brasileñas se encargarán de encontrar las pruebas que no fueron presentadas ni en la Cámara baja, ni en el Senado y que pese a ello fue aprobado el juicio político, un hecho que es considerado por analistas como un golpe de Estado a una mandataria electa a través del voto popular por más de 50 millones de personas.

La acusación contra Rousseff es la supuesta violación de normas fiscales al presuntamente incurrir en maniobras contables "ilegales" para "maquillar" los resultados del gobierno en 2014 y 2015, modificar los presupuestos mediante decretos, acumular deudas y contratar créditos con la banca pública.

El Abogado General de la Unión, José Eduardo Cardozo, ha dicho que este proceso contra Rousseff carece de los requisitos legales mínimos, como la indudable comprobación de un “delito de responsabilidad”.

>> Dilma Rousseff: el golpe es una farsa jurídica y política

¿Cómo fue el proceso de aprobación del juicio político?

El juicio político contra Dilma fue aprobado el pasado 17 de abril por la Cámara de Diputados con 367 votos a favor, 137 en contra, siete abstenciones y dos ausencias.

Luego pasó al Senado (de mayoría opositora) donde una comisión especial conformada por 21 senadores se encargó de analizar el caso y el 6 de mayo votó a favor del informe de su relator, Antonio Anastasia, quien recomendó que el proceso avanzara hacia la destitución. 

El informe pasó a ser discutido en el pleno del Senado, que aprobó este 12 de mayo la ejecución del juicio político con 55 votos a favor.

>> ¿Juicio político o golpe de Estado contra Dilma Rousseff?


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.