• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La mayoría de los fallecidos eran de las tropas kurdas contra el EI (Foto:AP)

La mayoría de los fallecidos eran de las tropas kurdas contra el EI (Foto:AP)

Publicado 12 octubre 2014

Entre las víctimas fueron identificados 24 miembros de los peshmergas, una fuerza que pretendía luchar junto a los kurdos en la nación asiática contra el autodenominado Estado Islámico, que de acuerdo con algunos medios, reivindicaron los ataques.

Una triple explosión de coches kamikazes cobró la vida de al menos 40 personas, en su mayoría, exsoldados kurdos que pretendían unirse las fuerzas contra el autodenominado Estados Islámico (EI) en la nación. 

Los estallidos estremecieron localidades en el norte de Irak, y fueron reivindicados por el EI a través de sus cuentas asociadas en la red Twitter, citó al agencia AFP, que además aseguró que el EI dijo que los kamikazes provenían de Alemania, Arabia Saudita y Turquía. 

"A las 10:30 de esta mañana (07H30 GMT), tres coches bomba estallaron en Qara Tapah", dijo Wahab Ahmed, alcalde de la ciudad próxima a Jalawla , escenario de combates entre las fuerzas iraquíes y del EI. 

De acuerdo con el Ahmed, su oficina era el blanco de los ataques, así como un edificio utilizado por las fuerzas de seguridad kurdas y otra oficina del partido Unión Patriótica del Kurdistán, que resultaron afectados. 

Entre las víctimas, se encontraban miembros de los peshmergas que querían unirse a la lucha contra el EI.

"24 de estas víctimas son antiguos combatientes de los peshmergas que vinieron para unirse al frente contra el EI. Todavía hay víctimas bajo los escombros", dijo un miembro de las fuerzas de seguridad kurdas. Cabe destacar que las tropas iraquíes se han enfrentado a los autodenominados EI en provincias fronterizas con Irán. 

En Baquba, localidad cercana a Irán, una bomba situada en el borde de una carretera asesinó a seis personas, entre ellos una mujer y dos niños, informó un oficial de policía y un médico de hospital.

El jefe de la policía  de Al Anbar (oeste), Ahmed Saddag, murió  también tras dicha explosión, al igual que un camarógrafo que trabajaba para la policía. 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.