• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • En marzo el organismo solicitó a Ecuador que suspendiera el fallo contra el diputado Jimenez para analizar su caso (Foto:Archivo)

    En marzo el organismo solicitó a Ecuador que suspendiera el fallo contra el diputado Jimenez para analizar su caso (Foto:Archivo)

Publicado 2 abril 2014

El secretario jurídico de la Presidencia ecuatoriana, Alexis Mera, cuestionó este miércoles a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), por ser un organismo manipulado por la derecha internacional.

Durante una entrevista concedida al canal local GamaTV, Mera consideró que la CIDH se convirtió en instrumento de la extrema derecha internacional, refiriéndose a las medidas cautelares planteadas por el organismo a favor del político de oposición Cléver Jiménez, sentenciado por difamar al presidente Rafael Correa.

El secretario jurídico del Ejecutivo ecuatoriano, dijo que dichas medidas no se cumplirán por falta de recursos del organismo, por lo que el Gobierno podría solicitar una opinión consultiva a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) sobre este caso.

“Esta gente (CIDH) se ha convertido en un instrumento de la derecha internacional y así los vamos a tratar. No vamos a acatar ningún tipo de opinión que hagan porque están demostrando su parcialidad. Cuando un juzgador se convierte en parcial, deja de tener legitimidad y al dejar de tener la legitimidad, dejan de ser acatadas sus decisiones”, insistió Mera.

El funcionario manifestó su inconformidad con el tratamiento que la CIDH le ha dado al caso de Cléver Jimenez, a quien escudan con el argumento de ser perseguido y que su proceso judicial es inválido, dado que se debió contar una autorización de la Asamblea..

A principios de año, el diputado Jiménez, y sus pares Fernando Villavicencio y Carlos Figeroa fueron acusados de llamar genocida al presidente Rafael Correa e imputarle falsos delitos. En marzo fueron sentenciados por la justicia que otorgó a Jiménez y Villavicencio una pena 18 meses de cárcel, mientras que Figueroa fue condenado a seis.

Sin embargo, la CIDH solicitó a Ecuador a finales de ese mes la suspensión del fallo condenatorio hasta analizar el caso, petición que fue rechazada por Ecuador, dado que el organismo no tiene competencias para emitir este tipo de recursos.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.