• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Publicado 13 agosto 2015

El canciller ecuatoriano dijo que la ultraderecha de su país busca ganar seguidores a través de la violencia y la desestabilización.

En exclusiva para teleSUR, el canciller de Ecuador, Ricardo Patiño, saludó el respaldo que ha recibido el presidente Rafael Correa ante los ataques golpistas promovidos por sectores de la ultraderecha. 

Aseguró que en las calles de Quito (capital) sólo existen grupos minoritarios que buscan ganar seguidores a través de la violencia y la desestabilización.

Lea aquí → Rafael Correa exhortó a no subestimar a los adversarios 

“El Gobierno de Rafael Correa es merecedor de un gran apoyo por los programas impulsados para hacer de Ecuador un gran país”, dijo. Añadió que no existe en su país un movimiento sólido que haga protestas con verdaderos argumentos contra la Revolución Ciudadana. 

Sostuvo que “los sectores violentos están acostumbrados hacer la política del golpe y la piedra”. Recordó que no existe una derecha sólida que debate con argumentos políticas para el bienestar común de todos los ecuatorianos. 

También este miércoles, el canciller ecuatoriano sostuvo que la mayor parte de la población indígena de ese país está absolutamente de acuerdo con las políticas de Gobierno promovidas por el presidente Rafael Correa. 

Lamentó el papel que juegan los medios de comunicación en torno a las acciones desestabilizadoras que promueve la ultraderecha en el país suramericano.  

A su juicio, los grupos opositores disfrutan del respaldo absoluto de las grandes coorporaciones. “En Ecuador existen tres diarios de circulación nacional que apuestan al caos en el país”, comentó. 

Aseguró que la derecha ecuatoriana está obstruida porque no puede tener el respaldo popular que tiene la Revolución Ciudadana.

EL DATO 
Este jueves se realiza un gran tuitazo mundial contra las acciones desestabilizadoras que enfrenta el Gobierno del presidente ecuatoriano Rafael Correa. 

En contexto

Desde junio la derecha ecuatoriana intenta desestabilizar la nación con actos violentos en Quito y otras regiones del país. Aun cuando el presidente Rafael Correa insiste en el diálogo y el debate pacífico de temas importantes, la oligarquía se niega a participar en ese debate y continúa con sus llamados desestabilizadores.

En julio, el presidente Correa denunció que la ultra derecha de su país pretendía aplicar un golpe de Estado bajo la excusa de oponerse a los proyectos de ley sobre herencia y plusvalía. En medio de ese contexto, el mandatario ha asegurado que su Gobierno cuenta con un respaldo espontáneo de la ciudadanía y que tiene el 60 por ciento de apoyo popular.

Entérese → Los ataques de la ultraderecha a la democracia de Ecuador 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.