• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Los defensores de la soberanía argentina en Malvinas indican que la misma "no incumbe a un partido político, es una cuestión de Estado". 

Los defensores de la soberanía argentina en Malvinas indican que la misma "no incumbe a un partido político, es una cuestión de Estado".  | Foto: Archivo

Publicado 19 septiembre 2016

Rechazan un comunicado acordado entre el gobierno de Mauricio Macri y Reino Unido que hace referencia al Atlántico Sur.

La reunión bilateral entre las cancillerías de Argentina y Reino Unido del pasado 13 de septiembre ha creado controversia y descontento en referencia al tema de las Malvinas, tras emitir un comunicado en conjunto para una agenda "omnicomprensiva, multidimensional y multisectorial".  

Los dos gobiernos acuerdan según el texto "poner énfasis en la agenda positiva" común para "estrechar aún más los vínculos bilaterales; establecer un "diálogo" para "mejorar la cooperación" en todos los asuntos "de interés recíproco" del Atlántico Sur, donde se ubican las Malvinas.

>> ¿Por qué las Malvinas son argentinas?

En el capítulo referido al Atlántico Sur se soslaya la controversia de soberanía y se acuerda "remover todos los obstáculos que limiten el crecimiento económico y el desarrollo sustentable de las Islas Malvinas, incluyendo pesca, navegación e hidrocarburos". Esto presupone el levantamiento de todas las medidas administrativas, legislativas y judiciales que ha tomado Argentina para proteger sus recursos naturales frente a la explotación ilegal de la pesca e hidrocarburos.

Personalidades, líderes, intelectuales, veteranos y otros indicaron al Gobierno argentino, mediante una misiva, que los recursos renovables y no renovables de los que pretende disponer para ceder alegremente a manos británicas, pertenecen a 40 millones de argentinos. y señalan que "no queda claro si el presidente Mauricio Macri se apresta a derogar o a violar la Ley de Hidrocarburos y su modificatoria, que prohiben la explotación ilegal de petróleo en plataforma continental argentina y establecen las sanciones pertinentes".

Los firmantes del comunicado indicaron que "entendemos que la forma de eliminar dichos obstáculos para el desarrollo económico de las islas, es, precisamente, buscando y alcanzando la solución pacífica a la controversia de soberanía".

Asimismo, en respuesta al "nuevo clima" en las relaciones bajo una "agenda positiva" señalaron que la misma "no representa una novedad, ya que ambas naciones tienen fuertes lazos sociales, culturales y diplomáticos; nuestro país ha brindado numerosos beneficios a los habitantes de las islas y está comprometido a respetar su modo de vida. Pero esto no implica abandonar el justo reclamo de soberanía ni admite ceder la explotación de nuestros recursos".

Haciendo referencia al acuerdo bilateral de ambas naciones, los opositores dicen que "no contempla beneficio alguno para la parte argentina, ni favorece un avance en materia de integración social con los isleños: establece la promoción de vuelos hacia terceros países, convalidando el rechazo a nuestra oferta de programar vuelos directos y regulares desde Argentina continental a las islas. Mientras un habitante de las islas puede circular libremente por nuestro país, estudiar gratuitamente en nuestras universidades y recibir asistencia en el sistema de salud pública, un ciudadano argentino no podrá establecerse en las islas Malvinas".

Las personalidades que defienden la soberanía argentina sobre el archipiélago opinan que "es alarmante también que el Acuerdo comprometa el trabajo conjunto de las Fuerzas Armadas de ambos países y se proponga brindar una coordinación más estrecha en el área de Seguridad y Defensa", sin elevar reclamo alguno acerca de la base militar instalada en las Islas Malvinas, que cuenta con cerca de dos mil efectivos británicos y un despliegue de armamentos que incluye aviones de combate, helicópteros, radares, buques de guerra, misiles, un submarino nuclear y equipos sofisticados de logística y espionaje; con un incremento de presupuesto  justificado recientemente por el Ministerio de la Defensa británico, usando como argumento una hipótesis de conflicto con la Argentina.

>> Las Malvinas: soberanía Kirchnerista vs sumisión de Macri

Asimismo, apuntan que "la defensa de nuestra soberanía en Malvinas no es una causa argentina, es una causa regional, una causa global, de todos quienes rechazamos la existencia de un enclave colonial al sur de nuestro continente. Poner fin al colonialismo es un imperativo ético, destinado a construir un mundo más justo, un orden mundial equilibrado, donde no impere la ley del más fuerte. El reclamo argentino ha recogido firmes adhesiones en todo el mundo; últimamente hemos logrado que hasta dentro del Reino Unido, en Inglaterra, Irlanda del Norte, Escocia y Gales, una parte significativa de la opinión pública, académicos, parlamentarios -incluido el líder del partido laborista británico- se hayan expresado públicamente a favor del diálogo con Argentina sobre soberanía".

>> Macri suaviza el reclamo por la soberanía de Malvinas

"La codicia que hizo que la corona británica usurpara en 1833 las Islas Malvinas y el interés estratégico por establecerse en el Atlántico Sur e instalar una base militar en la confluencia de los dos Océanos, sigue vigente hoy", reza el documento.

Para finalizar sugieren que "al Gobierno argentino (que sufre la tentación de inclinarse ante los poderosos), no le cabe otra cosa que cumplir con el mandato constitucional  que establece que la recuperación de las Islas Malvinas y ´el ejercicio pleno de la soberanía son objetivos irrenunciables del pueblo argentino´".

Los defensores advierten que "el pueblo argentino abrazará el imperativo ético de defender nuestra soberanía" y "sabrá hacerlo cumplir".

Entre los firmante de este rechazo se encuentran:

Alicia Castro - Ex Embajadora ante el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte. Ex Embajadora en la República Bolivariana de Venezuela- Diputada Nacional (1997-2005)

Adolfo Pérez Esquivel - Premio Nobel de la Paz 

Héctor Recalde - Presidente del Bloque FPV-PJ Cámara de Diputados. 

Daniel Filmus - Parlamentario del Parlasur. Ex Secretario de Asuntos Relativos a las Islas Malvinas. Ex Presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado de la Nación.

Estela de Carlotto - Abuelas de Plaza de Mayo


Por: teleSUR

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.