• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Partidos soberanistas de Cataluña ven la aprobación de la ley como el "marco legal" suficiente para convocar la consulta del nueve de noviembre. (Foto: EFE)

Partidos soberanistas de Cataluña ven la aprobación de la ley como el "marco legal" suficiente para convocar la consulta del nueve de noviembre. (Foto: EFE)

Publicado 19 septiembre 2014

El parlamento de Cataluña ha aprobado este viernes la ley de consultas  refrendarias y de participación ciudadana, acción que ha sido saludada por los soberanistas, que se apoyan en su decisión de convocar a una consulta sobre la independencia de Cataluña de España para el próximo nueve de noviembre.

El Parlamento de Cataluña ha aprobado este viernes la ley de consultas refrendarias y de participación ciudadana, lo que los partidos soberanistas ven como el "marco legal" suficiente para convocar la consulta del nueve de noviembre.

La ley fue aprobada en la cámara regional con el voto de los partidos nacionalistas y de otros de la izquierda, incluido el Partido Socialista, que apoyan la celebración de una eventual consulta sobre la relación futura de Cataluña con España.

El pleno se ha convocado de forma extraordinaria y estratégicamente situado después del referendo escocés, una cita electoral que los partidos proconsulta ven como la demostración de que se puede preguntar a los ciudadanos sobre la independencia legalmente.

Desde la óptica del nueve de noviembre, la ley tiene cuatro puntos clave: el resultado de la consulta no es vinculante; se permite votar a partir de los 16 años; la consulta debe celebrarse entre los 30 y los 60 días desde que se firma el decreto de convocatoria, y la campaña empieza el día siguiente de que el decreto se publique.

El presidente nacionalista Artur Mas debe convocar próximamente la consulta al amparo de dicha ley que, con 106 votos a favor y 28 en contra, autoriza al gobierno regional a organizar consultas populares no vinculantes "en el ámbito de sus competencias".

La consulta del  nueve de noviembre se llevaría a cabo con dos apartados acordados: 'Quiere que Cataluña se convierta en un estado ?, y, en caso afirmativo,' Quiere que este estado sea independiente?.

La fecha y la pregunta son fruto del pacto al que llegaron el 12 de diciembre de 2013 el presidente y los líderes de Convergencia y Unión (CiU), Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), Iniciativa por Cataluña Verdes-Izquierda Unida y Alternativa (ICV-EUiA) y la Candidatura de Unidad Popular (CUP).

La ley de consultas refrendarias pretendía ser en su origen un herramienta de participación ciudadana para que las administraciones públicas catalanas y la iniciativa popular pudieran preguntar a los ciudadanos sobre cuestiones cotidianas que les afectan en el día a día.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.