• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El Papa aseguró que las empresas deben ofrecer condiciones laborales y salarios dignos.

El Papa aseguró que las empresas deben ofrecer condiciones laborales y salarios dignos. | Foto: Archivo

Publicado 10 diciembre 2014



Blogs



El Papa Francisco hizo un llamado este miércoles a la comunidad internacional a unir esfuerzos y cooperar para poner un fin a la trata de personas en los próximos años.

El Papa Francisco considera que las "escasas" oportunidades de trabajo contribuyen a la aparición de formas de esclavitud moderna, según el mensaje que adelantó este miércoles, el cual será completado en su homilía del próximo 1 de enero. 

Las empresas, según el Papa, deben ofrecer a sus empleados "condiciones de trabajo dignas y salarios adecuados", y critica como forma de opresión moderna "la corrupción de quienes están dispuestos a hacer cualquier cosa para enriquecerse".

Jorge Bergoglio enviará ese mensaje cuando se celebre la cuadragésima octava Jornada Mundial de la Paz el primer día del año próximo.

El Papa mencionó como causas de la "esclavitud moderna" la pobreza, el subdesarrollo y la exclusión, combinadas con la falta de acceso a la educación o "con una realidad caracterizada por las escasas, por no decir inexistentes, oportunidades de trabajo".

El papa denunció que la corrupción "sucede cuando en el centro de un sistema económico está el dios dinero y no el hombre, la persona".

Como formas de esclavitud moderna señaló a la prostitución o el tráfico de órganos y destacó que "el derecho de toda persona a no ser sometida a esclavitud ni a servidumbre" debe ser "reconocido en el derecho internacional como norma inderogable".

El papa Francisco se refirió en su mensaje a los "muchos emigrantes que, en su dramático viaje, sufren del hambre, se ven privados de la libertad, despojados de sus bienes o de los que se abusa física y sexualmente".

Por último, Bergoglio mencionó "los conflictos armados, la violencia, el crimen y el terrorismo" como "otras causas de la esclavitud".

También insistió en que "muchas personas son secuestradas para ser vendidas o reclutadas como combatientes o explotadas sexualmente, mientras que otras se ven obligadas a emigrar, dejando todo lo que poseen".

El sumo pontífice hizo un llamamiento a los ciudadanos, organismos internacionales y jefes de Estado y de Gobierno para que aunen sus esfuerzos en la lucha contra la "esclavitud contemporánea" y para que "no sean cómplices de este mal".

El pontífice recordó que la sociedad civil tiene "la tarea de sensibilizar y estimular las conciencias acerca de las medidas necesarias para combatir y erradicar la cultura de la esclavitud".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.