• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Mujica recordó que los créditos en dólares, durante la crisis del año 2002 , los uruguayos duplicaron su deuda. (Foto: Archivo)

    Mujica recordó que los créditos en dólares, durante la crisis del año 2002 , los uruguayos duplicaron su deuda. (Foto: Archivo)

Publicado 8 junio 2014

El presidente José “Pepe” Mujica, aseguró que Uruguay está en las puertas de ser un país “desarrollado definitivamente, porque los últimos años han sido de crecimiento y expansión”, lo que permitió “mitigar el dolor que dejó una de las peores heridas de nuestra historia”, como lo fue la crisis del 2002.

Durante una alocución radial realizada este viernes en la emisora M-24, el mandatario hizo un llamado a no perder esta oportunidad, subrayando que hay que “seguir invirtiendo, multiplicando la capacidad de trabajo, luchando por generar y redistribuir la riqueza, asumiendo esa responsabilidad”.

Sin embargo subrayó que se requiere “calificación técnica masiva para los jóvenes que se incorporan al mercado laboral”. “Si no seguimos ese rumbo y ensayamos otro, si queremos volver a ser rentistas, si queremos que otros trabajen para nosotros, si queremos vivir de la especulación, si soñamos que la calesita de números y no el trabajo, tal vez dejemos pasar esta oportunidad histórica”, advirtió.

Mujica pidió no olvidar las duras consecuencias de la crisis económica y financiera de 2002 en Uruguay. Por lo que pidió “tener buena memoria” para entender todo lo que vino después.

“Es en ese ayer lejano cuando había gurises (niños) que comían pasto, los orientales emigraban por miles hacia todas partes. Es en ese ayer lejano que olvidamos cuando los bancos quebraban y embrollaban a sus depositantes”, recordó el mandatario.

Mujica dijo que en aquel entonces con créditos en dólares, “la gente se encontraba con cuentas que de un día para el otro se habían más que duplicado”. Además, fue cuando “las empresas quebraban y para muchos uruguayos conseguir trabajo se hizo una misión imposible”.

Recordó también que a partir de la crisis de 2002 fue que “casi 40 por ciento de los uruguayos quedaron bajo la línea de pobreza y cinco por ciento en la indigencia”. Fue una época de “salarios congelados, sin discusión ni conflictos sindicales porque nadie levantaba la cabeza ante la ola formidable de desocupación”.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.