• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La migrante mexicana Jeanette Vizguerra abandona junto con sus hijos la iglesia en la que estaba refugiada en Denver

La migrante mexicana Jeanette Vizguerra abandona junto con sus hijos la iglesia en la que estaba refugiada en Denver | Foto: Prensa Libre - AP

Publicado 13 mayo 2017

La migrante mexicana Jeanette Vizguerra abandonó este viernes el templo en EE.UU. donde estaba refugiada, después de que las autoridades migratorias aplazaran su proceso de deportación.

Jeanette Vizguerra, la migrante mexicana indocumentada que durante tres meses se refugió en una iglesia de Denver (Colorado), obtuvo este viernes un permiso para permanecer en Estados Unidos hasta 2019.

Vizguerra decidió pedir asilo en el centro religioso al ser citada por la policía de inmigración (ICE, por sus siglas en inglés) a los pocos días de la llegada al poder de Donald Trump, mandatario que ha promovido las deportaciones masivas.

>> Migrante mexicana, entre las personas más influyentes del orbe

La mexicana, nombrada una de las 100 personas más influyentes por la revista Time, es un reflejo de la “resistencia” a la dureza de la Casa Blanca ante los indocumentados. 

Su petición para extender la residencia en EE.UU. fue aprobada por una normativa federal que provee dos años más de estancia en casos particulares. Varios congresistas y senadores por el Estado de Colorado apoyaron la causa de Vizguerra en el Congreso estadounidense, según informaron sus abogados.

Vizguerra, de 45 años, dijo que, aunque su proceso no se haya cerrado de manera definitiva, dedicará los próximos dos años a luchar por Ingrid Encalada Latorre, quien pidió protección en otra iglesia local en diciembre pasado, y por las demás personas en condiciones similares.

>> Niños latinos marchan hacia Washington contra deportaciones

Pero este permiso para Vizquerra no significa un cambio en la política de Trump respecto a los migrantes. Según The Guardian, la Administración del republicano ya deportó entre enero y febrero a más de 35.000 personas. Se estima que en EE UU hay 11 millones de indocumentados.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.