• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Emblemáticas integrantes de la organización Madres de Plaza de Mayo, como la titular Estela de Carlotto (d).

Emblemáticas integrantes de la organización Madres de Plaza de Mayo, como la titular Estela de Carlotto (d). | Foto: EFE

Publicado 13 mayo 2017





En México, en medio de la violencia descontrolada, madres se esfuerzan diariamente por continuar sus reivindicaciones para obtener un mejor país en la lucha cotidiana.

A horas de que en varios países de América Latina se celebre el tradicional Día de las Madres, presentamos algunas que han hecho historia a través de sus luchas sociales, en pro de un objetivo sagrado: sus hijos.

En la región latinoamericana, donde tantas mujeres han destacado por diversas formas, una organización de féminas cumplieron recientemente 40 años de resistencia en favor de los derechos humanos en la Argentina.

Madres de Plaza de Mayo

El 30 de abril de 1977 surge en la Argentina gobernada por el dictador Jorge Rafael Videla la Asociación Madres de la Plaza de Mayo, que reclamaba por la desaparición de sus hijos, víctimas del terrorismo de Estado que se extendía por la región con dictaduras apoyadas por el Departamento de Estado de los Estados Unidos.

>> Madres de Plaza de Mayo recuerdan en las calles su primera protesta 40 años después

El propósito de este grupo de aguerridas mujeres era hacer visible el dolor que se sentía por las desapariciones forzadas que, se calcula, llegaron a superar las 30 mil y más de 500 niños.

De la búsqueda de los hijos e hijas se pasó al reclamo por los nietos. Las madres no descansaron y su lucha, a pesar de las represalias de las que fueron víctimas, traducidas en más desapariciones, sigue vigente y activa en defensa de los derechos humanos.

Las Madres de la Plaza de Mayo también representan la batalla contra la dictadura argentina. Foto: abuelas.org.ar

A la fecha, aún hay madres que buscan a sus hijos, que en muchos casos fueron robados y criados por otras familias.

43 normalistas: búsqueda que no cesa

El 26 de septiembre de 2014 unos 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa, en el estado mexicano de Guerrero, desaparecieron de manera forzada a manos de policías corruptos y grupos criminales.

Durante las operaciones de búsqueda se han encontrado 70 fosas comunes, en las que se presume hay 104 cuerpos. Hasta la fecha, se desconoce qué ocurrió con los 43 normalistas, solamente han sido identificados los restos de dos de los jóvenes y no hay condenados.

>> ¿Qué es el movimiento #YoSoy132 de México?

"Con vida los llevaron, con vida los queremos", gritó Cristina Bautista, madre de uno de los 43 estudiantes en 2016 en una asamblea de mexicanos de Argentina y Madres de Plaza de Mayo línea fundadora.

Bautista aseguró en su momento: "No vamos a descansar hasta saber la verdad de lo que pasó con nuestros hijos, adonde están; eso le decimos al Gobierno mexicano".

A meses de cumplir tres años de la desaparición de los jóvenes, Bautista mantiene inexorable su deseo e interés de justicia. "(No) nos quedaremos callados: no nos rendimos", dijo.

Búsqueda implacable

Karen Alejandra (México) fue secuestrada en 2012. Dos años después sus restos fueron encontrados por su madre, Miriam Rodríguez, quien logró que los responsables de su asesinato resultaran privados de libertad.

La activista es un ejemplo para toda la sociedad mexicana. Foto: Colectivos de familiares de desaparecidos.

Este 10 de mayo, cuando los mexicanos celebraron el Día de la Madre, Rodríguez murió abatida a balazos en su casa de San Fernando, estado de Tamaulipas.

Rodríguez recibió repetidamente amenazas, sin embargo, no cesó en su investigación e incluso impulsó una red nacional de familiares que buscan a desaparecidos en la última década por el crimen organizado.

>> Madres de desaparecidos en México marchan por justicia

La activista se convirtió en un símbolo de lucha que se ha vuelto común en México, ante la desatada violencia entre bandas.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.